RSS

Archivo de la categoría: Neofraternidad

ESPECIALES DEL P. JUAN CARLOS CERIANI – 28 Y 29 MAYO 2015

TEOLOGÍA DE LA HISTORIA

P.Ceriani---Radio

Formación de la Civilización Cristiana

La Revolución Anticristiana

 

Dedicamos los Especiales de 2015 como un homenaje a Radio Cristiandad en su 11º aniversario, y especialmente a la memoria de Don Mario Fabián Vázquez, que consagrara gran parte de estos años a la defensa y divulgación de los valores constitutivos de la Civilización Cristiana, así como a combatir el proceso revolucionario anticristiano.

Audio Parte 2

https://www.ivoox.com/player_ej_4580664_4_1.html?c1=ff6600

Audio Parte 3 (Completo)

https://www.ivoox.com/player_ej_4578890_4_1.html?c1=ff6600

 ***

Resumen Introductorio

En el hombre coexisten cuatro formalidades fundamentales:

El hombre es algo, es una cosa.

El hombre es animal, es un ser sensible, que sigue el bien deleitable.

El hombre es hombre, es un ser racional, que se guía por el bien honesto.

El hombre, participando de la esencia divina, está llamado a la vida sobrenatural en comunión con Dios.

De allí se sigue que el hombre es:

HIJO DE DIOS = formalidad sobrenatural

RACIONAL = formalidad humana o racional

ANIMAL = formalidad animal o sensitiva

ALGO = formalidad de realidad o cosa

En un hombre normalmente constituido, estas cuatro formalidades deben estar articuladas en un ordenamiento jerárquico que asegure su unidad:

* el hombre es algo para sentir como animal;

* siente como animal para razonar y entender como hombre;

* razona y entiende como hombre para conocer, amar y servir a Dios.

Si estas cuatro formalidades que constituyen al hombre las proyectamos socialmente, tenemos que:

A la formalidad de cosa corresponde la función económica de ejecución (trabajo manual), que cumple el obrero en un oficio.

A la formalidad de animal corresponde la función económica de dirección (el capital), que cumple la burguesía en la producción de bienes materiales.

A la formalidad de hombre corresponde la función política (aristocracia = gobierno de los mejores), que cumple el político en la conducción de una vida virtuosa de los demás hombres.

A la formalidad sobrenatural corresponde la función religiosa del sacerdocio, que se ocupa de conducir los hombre a Dios.

El sacerdocio tiene como función asegurar la vida sobrenatural del hombre, incorporándolo a la sociedad de los hijos de Dios y manteniéndolo en ella. Su dominio se extiende a todo al campo de lo espiritual; nada que, de un modo u otro, tenga atingencia con el orden eterno está sustraído a su jurisdicción.

La función política tiene como fin propio hacer virtuosa la convivencia humana. El ser humano debe vivir en sociedad para lograr su perfección; y la realización de la virtud es función propia de aquella clase social que posee la virtud y tiene en sus manos la función política. La aristocracia lleva a la realización práctica el estado de virtud, cuyo conocimiento ha aprendido de labios del sacerdote. Lo esencial a la aristocracia es la subordinación al sacerdocio, como es esencial a la política la sujeción a la teología.

La burguesía interviene en las operaciones financieras y comerciales y en la dirección de la producción. Aporta el capital.

El artesanado interviene en la ejecución de los diferentes oficios. Aporta el trabajo.

Estas cuatro funciones están articuladas en una jerarquía de servicio mutuo:

El artesanado sirve a la burguesía y la burguesía sirve al artesanado en cuanto lo dirige y tutela.

El artesanado y la burguesía, unidos en la cooperación económica, sirven a la nobleza y son servidos por ella, que les garantiza el ordenamiento virtuoso.

El artesanado, la burguesía y la aristocracia sirven al sacerdocio, pues los dos primeros le aseguran la sustentación económica y el tercero la convivencia virtuosa, y a su vez son servidos por él en cuanto el sacerdocio consolida el ordenamiento económico y político de aquellos por la virtud santificadora que dispensa.

La vida del hombre ha de descansar como en primera y fundamental verdad en Dios, poseído en la divina contemplación.

Hacia allí deben ordenarse totalmente todas las actividades, sean filosóficas, científicas, políticas, artísticas o económicas.

Dios es la meta necesaria del hombre; la norma suprema y única que regula todas las acciones de su vida.

Como sin regla suprema y total no puede desenvolverse la vida del hombre, rechazar a Dios como suprema y total regla de la vida del hombre implica necesariamente colocar en su lugar otra, que será o el trabajo, o el placer, o el dinero, o el poder, es decir, una criatura.

Este principio regulador establece una jerarquía en todas las actividades humanas.

Si el fin supremo del hombre lo constituye la contemplación de Dios, la función más alta de la vida humana ha de corresponder al sabio que está sumergido en esta divina contemplación.

Y detrás del sabio, todos los que de él participan, que son aquellos que contemplan la verdad en sus grados más imperfectos, propios de la Filosofía y de las Ciencias particulares.

Detrás de éstos han de venir los que llevan a la práctica esta verdad, ya en sus propias vidas, ya en la colectividad social: verdad realizada que constituye el dominio de la virtud y, por ende, del político.

Detrás ha de venir el dominio de lo económico, esto es, de los requisitos materiales de la existencia sujeta a las condiciones de necesidad.

La naturaleza de estos dominios determina una ordenación jerárquica ineludible. Lo económico o dominio de la necesidad debe someterse a las regulaciones de la virtud; y la virtud, a su vez, a las exigencias de la verdad.

La necesidad no puede lograr categoría humana sino recibe la regulación de la virtud; y ésta no puede constituirse en carácter de tal sino surge como una ordenación de la razón; y la razón carece de fundamento sólido sino es afirmada por la Verdad subsistente, es decir Dios.

Una civilización que merezca el nombre de tal se constituye por la subordinación jerárquica de los tres valores mencionados: el sabio que considera la verdad; el político que se propone imponer la virtud; el económico que cuida del bienestar del cuerpo.

Los tres símbolos que encierran todo lo humano son: el Saber, el Poder y la Riqueza.

La cultura merece el nombre de tal sólo si culmina en la posesión del Soberano Bien.

Esta Sabiduría está por encima de la política, la presupone necesariamente y la dirige, como la contemplación dirige y gobierna la acción.

La política presupone la economía, y también la dirige como la ética regula las fuerzas mecánicas e instintivas del hombre.

En esta subordinación jerárquica estriba la salud de estos valores y de toda civilización.

Read the rest of this entry »

 

ESPECIALES DEL P. JUAN CARLOS CERIANI – 27 MAYO 2015

P.Ceriani---Radio

Escuchar Ahora

Para Descargar

https://www.ivoox.com/player_ej_4565218_4_1.html?c1=ff6600


UNA RECORRIDA POR LOS BLOGS

Hemos hecho una recorrida por diferentes blogs y, en base a los datos recogidos, hemos analizado diversos temas: el reconocimiento de la F$$PX, la salida del Padre Brendan King, el Padre Bouchacourt y sus problemas en Francia, todo lo relacionado con Fátima, el Gran Castigo, Rusia y el fin del mundo…

Fraternidad $acerdotal $an Pío X

1º) Respecto del Reconocimiento por el Estado Argentino

 

  1. a) El Padre Nely, en el marco de las ordenaciones de junio de 2012, dijo al Padre Brendan King:

https://respicestellam.wordpress.com/2015/05/03/fr-brendan-kings-statement/

http://nonpossumus-vcr.blogspot.com.ar/2015/05/declaracion-del-p-brendan-king.html

http://syllabus-errorum.blogspot.mx/2015/05/declaracion-del-p-brendan-king.html

Regresemos a junio de 2012. Yo estuve en Ecône por mi Jubileo Sacerdotal y la atmósfera estaba tensa, por decir lo menos. Quería hablar con el P. Nely que, como Segundo Asistente, es uno de los consejeros más cercanos de Mons. Fellay. Aceptó recibirme y le expresé mis preocupaciones acerca del acuerdo puramente práctico con Roma sin su genuina conversión a la Tradición. Entonces le pregunté ¿Ya no es posible para la Fraternidad mantener la posición sostenida por el Arzobispo, que es el PUNTO MEDIO?

Él no me respondió directamente la pregunta, pero dijo que una generación completa de católicos está creciendo sin conocer lo que es una relación normal con Roma.

Esto no es normal, dijo, y si no hacemos algo respecto a nuestra situación Canónica, entonces nos volveremos cismáticos o sedevacantistas.

Fue una revelación muy interesante el saber cuál es la forma de pensar que hay detrás de esta nueva estrategia de negociación con Roma por parte de Menzingen. Lo dijo todo, de hecho.

El problema ya no era con la Roma modernista sino con la Fraternidad, la cual estaba en una situación anormal. ¿Quién y qué causó la situación anormal en primer lugar sino el concilio y los papas conciliares modernistas?

  1. b) Monseñor Fellay. Tenemos dos declaraciones de él sobre este punto:

1- La Conferencia en Fabrègues, del 11 de mayo de 2014. Hablando de Decimejorge, dijo:

http://www.dici.org/agenda/conference-de-mgr-bernard-fellay-ou-va-leglise-ou-allons-nous-11-mai-2014/

http://laportelatine.org/mediatheque/sermonsecrits/fellay_fabregues_conference_140511/fellay_fabregues_conference_140511.php

Cuando todavía cardenal, él estaba en América del Sur, el Superior de Distrito fue a pedirle un servicio administrativo que no tiene nada que ver con la Iglesia: un problema de visa, permiso de residencia.

El Estado argentino, que es muy de izquierda, aprovecha del Concordato, que se supone que protege a la Iglesia, para molestarnos muy en serio, y nos dice: “ustedes se pretenden católicos, es necesario que ustedes tengan la firma del obispo para residir en el país.”

El superior del distrito fue entonces a exponerle el problema.

Había una solución fácil, que era declararnos iglesia independiente, pero no queremos porque somos católicos.

Y el cardenal dijo: “No, no, ustedes son católicos, es obvio; los voy a ayudar”; y escribió una carta en nuestro favor para el Estado, que es tan izquierdista que se las arregló para encontrar una carta contradictoria de parte del nuncio.

Así, por lo tanto, 0 a 0.

Ahora él es el Papa. Y nuestro abogado tuvo la oportunidad de tener un encuentro con el Papa. Le dijo que el problema continúa para la Fraternidad y le pidió por favor que nombrase un obispo de Argentina con el que pudiésemos tratar para resolver este problema.

El Papa dijo: “Sí, y este obispo soy yo, he prometido ayudar y lo haré.”

Todavía estoy esperando; pero también dijo: “esta gente piensa que los voy a excomulgar, están equivocados”; dijo algo muy interesante: “Yo no los condenaré y no voy a impedir a nadie a ir con ellos.”

Una vez más, espero ver.

2- En el Sermón para las ordenaciones de diciembre de 2014, en La Reja:

Monseñor Fellay habló a los ordenados sobre la importancia de la incardinación y de la jurisdicción. Dijo que el Estado de necesidad es el que proporciona la jurisdicción de suplencia.

Pero agregó que el problema de la jurisdicción demuestra la importancia de estar reconocidos canónicamente. No se puede decir que no es importante tener la “estampilla” de católicos. Hay que tener la estampilla. De ahí, nuestro interés de estar siempre en contacto con las “autoridades romanas” para obtener esa estampilla. Algunos que no lo entendieron, nos han quitado…

En el último número de la revista del Distrito, Iesus Chistus, (enero-febrero-marzo de 2015, en venta desde el 3 de mayo…) aparecen extractos del sermón con la siguiente NOTA: para facilitar la lectura, hemos corregido ligeramente el estilo oral…

  1. c) Llamado telefónico de Decimejorge a La Reja

http://www.leforumcatholique.org/message.php?num=778956

http://www.leforumcatholique.org/print.php?num=778956

http://www.ouest-france.fr/le-pape-lui-telephone-il-lui-raccroche-deux-fois-au-nez-3369530

El sitio francés “Le Forum Catholique“publicó el 20 de mayo la noticia de un llamado que le hizo Decimejorge a un seminarista de la diócesis de Trani (sur de Italia), que sufre de un cáncer terminal de esófago.

Otro llamado de Bergoglio fue a un italiano enfermo al que quiso reconfortar; no le salió muy bien la misericordeada, porque el destinatario de la llamada le colgó dos veces en las narices…

Lo notorio está en el final de la gacetilla:

Acabamos de enterarnos de que el Papa Francisco también acaba de llamar al seminario de la Fraternidad San Pío X en La Reja, Argentina.

Así que no se trata de las visitas episcopales a los seminarios de la FSSPX (Ecône en Suiza, Zaiztkofen y Winona fueron visitados últimamente); el mismo Papa parece prestar mucha atención a la Fraternidad San Pío X, como lo demuestra también la regularización canónica de esta congregación en la Argentina.

El Obispo de Kent

Siempre dentro del tema del Reconocimiento de la F$$PX, encontramos una contradicción entre lo declarado por el Padre Pivert y lo escrito por el Obispo de Kent en su Comentario Eleison 408.

En efecto, ya hemos visto que el eximio canonista de la Resistencia Fláccida expresó:

La declaración del arzobispo no tiene ningún valor ni ninguna significación canónica.

No se puede, pues, atacar razonablemente a la Fraternidad San Pío X en estos puntos.

 

Por su parte, el Obispo que no se retracta, primero presentó observaciones de un amigo suyo norteamericano, que señalan que “No hubo reacción alguna a la visita allí de Monseñor Schneider del Novus Ordo, ni a la ‘asimilación argentina’.”

Luego, él mismo expresó:

Parece que Dios ya está harto. Entonces Él ha permitido por ejemplo que una diócesis en Argentina diera el ejemplo de conceder a la Fraternidad una aprobación oficial de la Iglesia, desestimada por el Cuartel General de la Fraternidad como una “medida meramente administrativa”.

Monseñor Faure:

http://nonpossumus-vcr.blogspot.com.ar/2015/05/conferencia-de-mons-faure-en-namur.html

Mons. Fellay pide una etiqueta, un reconocimiento de católicos al Vaticano.

Sobre esto, la última noticia es el reconocimiento de la Fraternidad en Argentina. El Cardenal Poli de Buenos Aires le ha pedido al gobierno argentino de reconocer la Fraternidad como un ente diocesano, católico, una asociación diocesana católica. Pero para esto hay una cantidad de formularios para llenar que son nuestros estatutos, nuestra doctrina, las autoridades que reconocemos, nuestras autoridades, todo un cuestionario. Entonces el cardenal dice: son católicos y pide al gobierno argentino de considerarlos católicos y dar las ventajas correspondientes, a saber: que los sacerdotes de la Fraternidad extranjeros puedan tener una residencia legal en Argentina. No podemos decir, como Monseñor Fellay, que es solamente un reconocimiento administrativo, es administrativo por parte del Estado argentino, pero también es un reconocimiento religioso por parte del Cardenal de Buenos Aires, que dice que la Fraternidad es católica.

Es evidente que si no tuviera el visto bueno de Roma, todos los colegas del cardenal lo acusarían del crimen contra el “Espíritu Santo”: ser tradicionalista, ser lefebvrista, cripto-lefebvrista, pero él se defendería diciendo: no, escuche, yo no soy lefebvrista, yo obedezco a la nunciatura, y la nunciatura es también mi predecesor, el cardenal Jorge Bergoglio, que ahora es el papa Francisco. Además se dice del cardenal de Buenos Aires que él es un poco el obispo auxiliar pues el jefe todavía es Francisco.

Este asunto comenzó con el P. Bouchacourt en Argentina, continuado en Roma. Y finalmente la luz verde fue dada por Roma. Evidentemente. Se dice que el P. Anglés de la Fraternidad representa en el Vaticano a Mons. Fellay.

Entonces el cardenal de Buenos Aires dice que la Fraternidad es católica en Buenos Aires. ¿Entonces por qué no es católica en París? ¿O en Roma? Por lo tanto, estamos reconocidos. El problema es que las autoridades que nos dan esta etiqueta de católicos son los modernistas y liberales. Por lo tanto es un mal signo.

El canonista dice una cosa…, el simple feligrés dice otra… y los Obispos confirman lo dicho por el laico contra lo expresado por el clérigo… Y en la fláccida…, todos contentos…

El que no dejó pasar la oportunidad que le brindó el Padre Pivert fue el Padre Gomis, sacerdote en funciones en la Casa del Distrito de América del Sur. En efecto, a quienes le manifestaron su preocupación por el reconocimiento por parte de la iglesia oficial y de la Secretaría de Culto, respondió que una prueba de que el trámite era meramente administrativo está en que “los peores enemigos así lo dicen”.

Señalemos, entre otras cosas, que en otros tiempos los peores enemigos de la FSSPX eran los modernistas de la iglesia oficial, la iglesia conciliar y punto… Hoy en día, sus peores enemigos son aquellos de la fláccida que apoyan su desvío y componenda.

Este cándido sacerdote no advierte, y por eso no reconoce, que el Ministro de Relaciones Exteriores, Héctor Marcos Timerman (hijo del pérfido Jacobo), forma parte de los peores enemigos históricos de Nuestro Señor Jesucristo y de su Iglesia. A él se sumarían los instrumentos hodiernos, infiltrados en la Iglesia: Jorge Mario Bergoglio y el Polimodernista.

Padre Brendan King

 

Dentro de la Resistencia Fláccida, nos encontramos con la Declaración de este sacerdote que ha dejado la F$$PX:

https://respicestellam.wordpress.com/2015/05/03/fr-brendan-kings-statement/

http://nonpossumus-vcr.blogspot.com.ar/2015/05/declaracion-del-p-brendan-king.html

http://syllabus-errorum.blogspot.mx/2015/05/declaracion-del-p-brendan-king.html

Dicha Declaración de Posición fue leída por el Padre King en el centro de Misa de Manchester, Liverpool y en Tunstall el 26 de abril de 2015 Allí leemos:

Nosotros no estamos en contra de un retorno a un estatus jurídico normal en la Iglesia para la Tradición Católica, pero las circunstancias y el momento deben ser adecuados.

¿Qué diferencia hay con lo dicho por Monseñor Fellay en su sermón de La Reja?

En nuestra opinión, pensamos que una cooperación cercana con las autoridades conciliares en este momento, sería dañina e incluso destructiva para la finalidad por la que estamos trabajando, que es la completa restauración de la Tradición Católica en la Iglesia y el establecimiento del Reinado Social de Nuestro Señor Jesucristo.

Primero, se trata sólo de una opinión y en una cuestión de circunstancias. Además, espera la completa restauración.

Este era el objetivo y el fin de nuestro fundador, Monseñor Marcel Lefebvre y la de todos los papas de los tiempos modernos hasta el Vaticano II.

¿Cómo? ¿Las dos cosas? Los Papas de los tiempos modernos hasta el Vaticano II, ¿trabajaron para la completa restauración de la Tradición Católica en la Iglesia?

Eso significaría que bajo los pontificados de Gregorio XVI, Pío IX, León XIII, San Pío X, Benedicto XV, Pío XI y Pío XII la Tradición Católica estaba deteriorada en la Iglesia. ¡Las cosas que uno aprende gracias a estos sacerdotes!

Roma siempre ha sido el centro de la unidad católica y el Papado el guardián de la ortodoxia durante dos mil años. Trágicamente, la Roma Católica y los sucesores de Pedro han sucumbido los últimos 40 años a las poderosas influencias del protestantismo liberal y el modernismo, lo que ha llevado al debilitamiento de la fe de millones de almas y ha arrastrado a la Iglesia de Cristo hacia la apostasía.

¡Así nomás! Esto sí que es una herejía.

Padre Christian Bouchacourt

Nos enteramos de que nuestro conocido Padre Bouchacourt, de infeliz memoria entre nosotros, tiene algunos sobresaltos en Francia.

Allá también ha aprobado o promovido abusos de poder de los sacerdotes de la F$$PX.

Uno de los de mayor repercusión ha sido la negación de los Sacramentos a una anciana de 87 años.

http://www.lasapiniere.info/archives/2148

Estos son los hechos:

La Señora V. es una católica de 87 años, piadosa y celosa. Ella se consagró desde hace décadas al priorato de la FSSPX en Perpiñán. En marzo de 2015, la Sra. V recibió en su casa y junto a algunos amigos, a Mons. Williamson para asistir a Misa y escuchar una conferencia sobre las encíclicas liberales.

Desde ese día, el P. de la Motte, el prior de la FSSPX en Perpiñán, se negó a darle la santa comunión, incluso cuando ella se presentaba en el comulgatorio.

Amenazada de ser expulsada de la capilla a la cual ella tanto se dedicó, la Sra. V. le preguntó varias veces al prior por qué él juzgaba su conducta gravemente pecaminosa. Pero ninguna justificación pudo darle. Efectivamente, ¿en qué, el recibir a un obispo católico consagrado por Mons. Lefebvre, que no tiene ni más ni menos jurisdicción que sus otros cofrades en el episcopado, constituiría una falta moral grave que justifique el negarle la comunión?

Para admitir de nuevo a la Sra. V a la comunión, el P. de la Motte le exigió “una carta de perdón por haber recibido a Mons. Williamson en su casa, un domingo, durante la misa del priorato” y “una carta de compromiso para no hacer mal espíritu y proselitismo (lo que por cierto no hacía) para la famosa resistencia en el seno del priorato…”

El P. de la Motte ordenó a sus vicarios negarle la comunión a la Sra. V. y esto en contra del derecho canónico de la Iglesia.


El superior de distrito de Francia fue alertado por un fiel de Perpiñán. El P. Bouchacourt respondió con “franqueza”. Le reprochó a Mons. Williamson el « criticar a Mons. Fellay », su « superior » y su « familia religiosa ». El P. Bouchacourt olvidó precisar si las críticas fueron hechas con razón o sin ella, pero no vaciló en afirmar:

“Yo no podría admitirlo porque tengo espíritu de cuerpo. Por su actitud, Mons. Williamson divide la tradición. Al cruzar Francia, como lo hace, es subversivo, y recibirlo para que actúe así no es moralmente bueno. El P. de la Motte advirtió a la Sra. V. La orden del prior no es contra la fe o la moral. Era necesario obedecer. El papel del prior es el velar por la unidad de su rebaño. Mons. Williamson se comporta como un lobo. Hay que alejarlo e impedirle dañar. La organización de un priorato no es democrática.

Mientras tanto, el P. de la Motte se decidió a abandonar la FSSPX para unirse a la iglesia conciliar.

El triste caso de la Sra. V. es una prueba suplementaria que la dominación de la FSSPX se ha convertido en una dominación perversa. El bien de las almas ya no es el fin de las autoridades de la FSSPX más que de manera puramente retórica… Las represiones, expulsiones y sanciones que ella siembra en todas partes manifiestan una grave deriva moral y doctrinal.

Miscelánea de la F$$PX

El Padre Rioult, uno de los pocos serios dentro de la Resistencia en Francia, en su blog La Sapinière publica una Carta en la que encontramos interesantes noticias, nuevas y pasadas. He aquí algunas de ellas: Read the rest of this entry »

 

“Os he dicho estas cosas para que halléis paz en Mí” (Juan XVI, 33).

OS EXPULSARÁN DE LAS SINAGOGAS

Expulsión

Durante las últimas semanas hemos estado comentando, en nuestras emisiones radiales, los procedimientos y sistemas que se están implementando en todo el mundo, lenta pero exitosamente, para efectivizar el control absoluto del género humano por parte del inminente gobierno mundial del Anticristo.

Todos esos programas, que se llevan adelante impulsados por una dirigencia mundial coordinada en ese empeño, van dejando aislados a quienes intentan escapar de sus redes, limitando cada vez más las posibilidades de todo ejercicio, no sólo social sino también familiar e incluso personal, de los que no se someten a las directivas globalizadoras.

En nuestro país, cuando menos, se dan las siguientes circunstancias, todas sujetas, para su eventual anulación, a la aprobación política:

  • Imposibilidad de adquirir moneda extranjera, especialmente dólares.
  • Autorización previa de los organismos fiscales para la enajenación de bienes registrables (inmuebles, automotores y otros).
  • Obligación de justificar el origen del dinero en transacciones de cierta magnitud, que en general no es elevada.
  • Limitación de la disposición de papelería comercial (facturas, remitos, etc.), sujeta a autorización previa de los mismos organismos fiscales.
  • Reemplazo progresivo de la misma papelería comercial, sustituyéndola por movimientos electrónicos efectuados por los interesados, pero asentados en los registros de los organismos públicos.
  • Desaparición paulatina del dinero en efectivo, reemplazado por las tarjetas plásticas para todo uso: compra y venta de bienes, transporte público, peajes de tránsito, acceso a espectáculos, etc. Como también expusimos en nuestros programas, esta práctica va avanzando en todo el mundo.
  • Necesidad de demostrar, en todo trámite público de cualquier especie que se encare, y cualquiera sea su magnitud:

a) Que se ha cumplido con el sacrosanto deber del sufragio en los actos electorales.

b) Que se encuentran al día todas las obligaciones fiscales que alcanzan al interesado.

  • Reemplazo de documentos identificatorios por tarjetas electrónicas, conteniendo información sensible y privada del titular a disposición abierta de las autoridades (historia clínica, por ejemplo), y con la posible incorporación de datos desconocidos por el identificado, también disponibles por el aparato gobernante.
  • Seguimiento físico de las personas, con dispositivos GPS instalados en teléfonos celulares, vehículos, note-books y todo aparato (fijo o móvil) que admita la incorporación de dicho elemento.
  • Ídem, a través de cámaras instaladas en la vía pública, drones con cámaras incorporadas y otros elementos de captación visual conectados a satélites en órbita.
  • Ídem, a través de los sistemas electrónicos del transporte público (ver punto 6), que conservan el registro de todos los viajes efectuados por el titular de cada tarjeta.
  • Cruce permanente de datos personales entre reparticiones públicas, compañías privadas de gran magnitud y entidades bancarias.
  • Limitación de las operaciones de compra-venta, y más específicamente del acceso al crédito, por medio de los datos obtenidos según el punto anterior, y obrantes en sistemas de “clearing”.
  • Seguimiento de los movimientos de dinero de toda persona, obligando a bancarizar las operaciones particulares (bajo pretextos de practicidad, celeridad y seguridad), y supervisando estrechamente aquellas que superan determinada magnitud. Esto desaparecerá, desde luego, en cuanto se integre universalmente el reemplazo del dinero en efectivo, según el punto 6.
  • Aparición de la categoría social de “persona expuesta políticamente”, que implica vigilancia especialísima sobre los propios integrantes (actuales y potenciales) del aparato estatal así definidos.
  • Obligación de declarar existencias de bienes disponibles (particularmente para el agro); o, en la medida en que el sistema avanza, detección y seguimiento satelital de tales patrimonios físicos.
  • Incorporación de chips electrónicos en la hacienda de los empresarios agropecuarios.
  • Incorporación de chips electrónicos en el físico de las personas, con implicancia de varias posibilidades de las ya detalladas (puntos 6, 7, 8, 9, 10, 11, 12, 13 y 15, por ejemplo).
  • Informatización íntegra de trámites administrativos y judiciales (desaparición del soporte papel), que se va extendiendo rápidamente en los organismos públicos, con la consiguiente pérdida de control de los interesados, transferida de hecho a dichos organismos.
  • Seguimiento y almacenamiento de llamadas telefónicas, mensajes de texto y correos electrónicos, con el consiguiente incremento de datos particulares en poder de las entidades mencionadas en el punto 12.

Esta enumeración verdaderamente abrumadora, y seguramente muchas cosas más que se nos puedan quedar inadvertidamente en el camino, parece limitarse, en principio, sólo a las actividades profanas, y no alcanzar al ámbito trascendental de lo religioso en las personas.

Pero de quedarnos en ese criterio, caeríamos en el error notorio de tantos personajes de hoy en día, que no advierten la inminencia del último gobierno humano mundial, encabezado por el Falso Profeta —aspecto religioso deliberadamente olvidado— y el Anticristo, eminencia política final, pero con pretensiones de divinidad.

Por eso es que este comentario precede a lo que deseamos hablar sobre uno de los últimos artículos publicados en nuestro blog, donde se pinta esa situación de aislamiento creciente y número menguante, pero ya referida a lo que sucede en el ámbito de la fe, en la vida religiosa de quienes quieren permanecer fieles a Nuestro Señor Jesucristo.

Leemos en el sermón del Padre Juan Carlos Ceriani para el Domingo Infraoctava de la Ascensión:

La persecución de adentro consiste en los cismas…, las herejías…, las apostasías…, los falsos hermanos…

Nuestro Señor la caracteriza y resume diciendo: os expulsarán de las sinagogas… seréis excomulgados… seréis echados de la Sinagoga o de la reunión de los creyentes, que equivale a nuestra “excomunión”.

Se pregunta San Agustín: ¿Qué daño les resultaba a los Apóstoles de que los expulsaran de las sinagogas, si ellos las habían de dejar aunque nadie los despidiera?

Y responde: Esto quiso decir que los judíos no recibirían a Cristo; porque como no había otro pueblo de Dios sino el que era de la estirpe de Abraham, si éste hubiera reconocido a Cristo, no hubieran existido por un lado iglesias de Cristo y por otro sinagogas de los judíos. Y por cuanto los judíos no creyeron, ¿qué restaba sino que los que permanecían alejados de Cristo, echaran de la Sinagoga a los que no dejaron a Cristo?

Seguidamente, el Padre sitúa en el presente las consecuencias de la hodierna infidelidad y dice:

Parafraseando, debemos hacer dos aplicaciones a la situación actual:

1ª) ¿Qué daño les resultaba a los verdaderos fieles de que los expulsaran de la iglesia oficial, si ellos la habían de dejar aunque nadie los despidiera? Esto quiere decir que la jerarquía oficial se desvió de Cristo; porque si hubiera permanecido rectamente junto a Cristo, no existiría por un lado la Iglesia de Cristo y por otro la iglesia conciliar. Y por cuanto la jerarquía oficial no anda rectamente conforme a la verdad del Evangelio, ¿qué queda sino que los que permanecen desviados de Cristo echen de su iglesia conciliar a los que no se desviaron de Cristo?

Cabe recordar y aplicar aquí aquello de la Carta de los Superiores de la FSSPX en julio de 1988:

Nosotros jamás quisimos pertenecer a ese sistema que se califica a sí mismo de iglesia conciliar y se define por el Novus Ordo Missæ, el ecumenismo indiferentista y la laicización de toda la sociedad. Sí, nosotros no tenemos ninguna parte, nullam partem habemus, con el panteón de las religiones de Asís; nuestra propia excomunión no sería más que la prueba irrefutable. No pedimos nada mejor que el ser declarados ex communione del espíritu adúltero que sopla en la Iglesia desde el Concilio Vaticano II; excluidos de la comunión impía con los infieles.

Sería para nosotros una distinción de honor y un signo de ortodoxia delante de los fieles. Estos, en efecto, tienen absoluto derecho de saber que los sacerdotes a los cuales se dirigen no están en comunión con una iglesia falsificada, evolutiva, pentecostal y sincretista…

Echando Bergoglio

2ª) ¿Qué daño les resulta a los verdaderos fieles tradicionales (aquellos a los cuales Monseñor Lefebvre definió como los que comprendieron el problema y que nos han ayudado a proseguir la línea derecha y firme de la Tradición y la fe) que los expulsen de la Neo-F$$PX, si ellos la han de dejar aunque nadie los despida? Esto quiere decir que la jerarquía actual de la F$$PX se desvió de Cristo; porque si hubiera permanecido rectamente junto a Cristo, no existiría por un lado la verdadera Obra de la Tradición y por otro la Neo-F$$PX. Y por cuanto la jerarquía actual de la F$$PX no anda rectamente conforme a la verdad del Evangelio, ¿qué queda sino que los que permanecen desviados de Cristo echen de su Neo-F$$PX a los que no se desviaron de Cristo?

Cabe recordar también y aplicar la Carta citada anteriormente:

Nosotros jamás quisimos pertenecer a la Neo-F$$PX, ese sistema que coquetea con la iglesia conciliar. Sí, nosotros no tenemos ninguna parte, nullam partem habemus, con el panteón de las religiones de Asís, que reconoce hoy como parte suya a la Neo-F$$PX; nuestra propia excomunión no sería más que la prueba irrefutable. No pedimos nada mejor que el ser declarados ex communione del espíritu adúltero que sopla en la Tradición desde la Peregrinación a Roma del año 2000; excluidos de la comunión impía con los infieles.

Sería para nosotros una distinción de honor y un signo de ortodoxia delante de los fieles. Estos, en efecto, tienen absoluto derecho de saber que los sacerdotes a los cuales se dirigen no están en comunión con una tradición falsificada, evolutiva y sincretista…

Echando Fellay

Read the rest of this entry »

 

ESPECIALES DEL P. JUAN CARLOS CERIANI – MARZO 2015

P.Ceriani---Radio

TEOLOGÍA DE LA HISTORIA

 

Formación de la Civilización Cristiana 

La Revolución Anticristiana 

Dedicamos los Especiales de 2015 como un homenaje a Radio Cristiandad en su 11º aniversario, y especialmente a la memoria de Don Mario Fabián Vázquez, que consagrara gran parte de estos años a la defensa y divulgación de los valores constitutivos de la Civilización Cristiana, así como a combatir el proceso revolucionario anticristiano. 

*** 

El sentido cristiano de la Historia 

Por Dom Prosper Guéranger

Lo sobrenatural en la historia

Así como para el cristianismo la filosofía separada no existe, así también, para él no hay historia puramente humana.

El hombre ha sido divinamente llamado al estado sobrenatural; este estado es el fin del hombre; los anales de la humanidad deben ofrecer su rastro.

Dios podía dejar al hombre en estado natural; plugo a su bondad el llamarlo a un orden superior, comunicándose a él, y llamándolo, en último término, a la visión y la posesión de su divina esencia; la fisiología y la psicología naturales son pues impotentes para explicar al hombre en su destino. Para hacerlo completa y exactamente, es preciso recurrir al elemento revelado, y toda filosofía que, fuera de la Fe, pretenda determinar únicamente por la razón el fin del hombre, está, por eso mismo, atacada y convicta de heterodoxia.

Sólo Dios podía enseñar al hombre por la revelación todo lo que él es en realidad dentro del plan divino; sólo ahí está la clave del verdadero sistema del hombre.

No cabe duda de que la razón puede, en sus especulaciones, analizar los fenómenos del espíritu, del alma y del cuerpo, pero por lo mismo que no puede captar el fenómeno de la gracia que transforma el espíritu, el alma y el cuerpo, para unirlos a Dios de una manera inefable, ella no es capaz de explicar plenamente al hombre tal como es, ya sea cuando la gracia santificante que habita en él hace de él un ser divino, ya sea cuando habiendo sido expulsado este elemento sobrenatural por el pecado, o no habiendo éste aún penetrado, el hombre siente haber descendido por debajo de sí mismo.

No hay, pues, no puede haber, un verdadero conocimiento del hombre fuera del punto de vista revelado.

La revelación sobrenatural no era necesaria en sí misma: el hombre no tenía ningún derecho a ella; pero de hecho, Dios la ha dado y promulgado; desde entonces, la naturaleza sola no basta para explicar al hombre.

La gracia, la presencia o la ausencia de la gracia, entran en primera línea en el estudio antropológico. No existe en nosotros una sola facultad que no requiera su complemento divino; la gracia aspira a recorrer al hombre íntegramente, a fijarse en él en todos los niveles; y a fin de que nada falte en esta armonía de lo natural y de lo sobrenatural, en esta creatura privilegiada, el Hombre-Dios ha instituido sus sacramentos que la toman, la elevan, la deifican, desde el momento del nacimiento hasta aquél en que ella aborda esa visión eterna del soberano bien que ya poseía, pero que no podía percibir sino por la Fe.

Pero, si el hombre no puede ser conocido totalmente sin la ayuda de la luz revelada, ¿es dable imaginar que la sociedad humana, en sus diversas fases a las que se llama la historia, podrá volverse explicable, si no se pide socorro a esa misma antorcha divina que nos ilumina sobre nuestra naturaleza y nuestros destinos individuales? ¿Tendría acaso la humanidad otro fin distinto del hombre? ¿Sería entonces la humanidad otra cosa distinta del hombre multiplicado?

No. Al llamar al hombre a la unión divina, el Creador convida al mismo tiempo a la humanidad. Ya lo veremos el último día cuando de todos esos millones de individuos glorificados se formará, a la derecha del soberano juez, ese pueblo inmenso “del que será imposible, nos dice San Juan, hacer el recuento”. (Apoc. 7, 9).

Mientras tanto la humanidad, quiero decir la historia, es el gran teatro en el cual la importancia del elemento sobrenatural se declara a plena luz, ya sea que por la docilidad de los pueblos a la Fe domine las tendencias bajas y perversas que se hacen sentir tanto en las naciones como en los individuos, ya sea que se postre y parezca desaparecer por el mal uso de la libertad humana, que sería el suicidio de los imperios, si Dios no los hubiera creado “curables” (Sap. 1, 14).

La historia tiene que ser entonces cristiana, si quiere ser verdadera; porque el cristianismo es la verdad completa; y todo sistema histórico que hace abstracción del orden sobrenatural en el planteamiento y la apreciación de los hechos, es un sistema falso que no explica nada, y que deja a los anales de la humanidad en un caos y en una permanente contradicción con todas las ideas que la razón se forma sobre los destinos de nuestra raza aquí abajo.

Es porque así lo han sentido, que los historiadores de nuestros días que no pertenecen a la Fe cristiana se han dejado arrastrar a tan extrañas ideas, cuando han querido dar lo que ellos llaman la filosofía de la historia. Esa necesidad de generalización no existía en los tiempos del paganismo.

Los historiadores de la gentilidad no tienen visiones de conjunto sobre los anales humanos. La idea de patria es todo para ellos, y jamás se adivina en el acento del narrador que esté por nada del mundo inflamado con un sentimiento de afecto por la especie humana considerada en sí misma.

Por lo demás, solamente a partir del cristianismo es cuando la historia ha comenzado a ser tratada de una manera sintética; el cristianismo, al hacer volver siempre el pensamiento a los destinos sobrenaturales del género humano, ha acostumbrado a nuestro espíritu a ver más allá del estrecho círculo de una egoísta nacionalidad. Es en Jesucristo donde se ha develado la fraternidad humana y, desde entonces, la historia general se ha convertido en un objeto de estudio.

El paganismo nunca habría podido escribir sino una fría estadística de los hechos, si se hubiera encontrado en condiciones de redactar de una manera completa la historia universal del mundo.

No se lo ha señalado suficientemente que la religión cristiana ha creado la verdadera ciencia histórica, dándole la Biblia por base, y nadie puede negar que hoy en día, a pesar de los siglos transcurridos, a pesar de las lagunas, no estemos más adelantados, en resumidas cuentas, en los acontecimientos de los pueblos de la antigüedad, de lo que lo estuvieron los historiadores que esa antigüedad misma nos ha legado.

Los narradores no cristianos de los siglos XVIII y XIX han pues copiado al método cristiano el modo de generalización; pero lo han dirigido contra el sistema ortodoxo. Muy pronto se dieron cuenta de que apoderándose de la historia y cambiándola a sus ideas, asestaban un duro golpe al principio sobrenatural; tan cierto es que la historia declara a favor del cristianismo. Bajo este aspecto su éxito ha sido inmenso; no todo el mundo es capaz de seguir y de paladear un sofisma; pero todo el mundo comprende un hecho, una sucesión de hechos, sobre todo cuando el historiador posee ese acento particular que cada generación exige de aquellos a quienes otorga el privilegio de encantarla.

Tres escuelas han explotado alternada, y a veces simultáneamente, el campo de la historia.

La escuela fatalista, se podría decir atea, que no ve más que la necesidad de los acontecimientos, y muestra a la especie humana en conflicto con el invencible encadenamiento de causas brutales seguidas de inevitables efectos.

La escuela humanista que se prosterna ante el ídolo del género humano, del que proclama el desarrollo progresivo, con la ayuda de las revoluciones, de las filosofías, de las religiones. Esta escuela consiente de bastante buen grado en admitir la acción de Dios, en el comienzo, como habiendo dado principio a la humanidad; pero una vez la humanidad emancipada, Dios la ha dejado hacer su camino, y ella avanza, en la vía de una perfección indefinida, despojándose en el camino de todo lo que podría ser un obstáculo a su marcha libre e independiente.

Por fin, tenemos la escuela naturalista, la más peligrosa de las tres, porque ofrece una apariencia de cristianismo, proclamando en cada página la acción de la Providencia divina. Esta escuela tiene por principio el hacer constantemente abstracción del elemento sobrenatural; para ella, la revelación no existe, el cristianismo es un incidente feliz y bienhechor en el que aparece la acción de las causas providenciales; pero ¿quién sabe si mañana, si dentro de un siglo o dos, los recursos infinitos que Dios posee para el gobierno del mundo, no traerán tal o cual forma más perfecta aún, con ayuda de la cual se verá al género humano correr, bajo el ojo de Dios, a nuevos destinos, y a la historia iluminarse con un esplendor más vivo?

Fuera de estas tres escuelas, no queda sino la escuela cristiana.

Read the rest of this entry »

 

SERMÓN DEL P. ALTAMIRA 28-12-2014: METAS DE MONS. FELLAY

P. Altamira“Hace unos meses hablé por teléfono con el Superior de los Dominicos tradicionales de Francia. Él me decía, entre otras cosas, que incluso frente a la misa moderna, él creía que Mons. Fellay pensaba que no es mala (y que se puede rezar), pero que no se atrevía a decirlo públicamente. Tal vez por eso Mons. Fellay dijo en su momento que la misa moderna (su promulgación) era legítima y que si Mons. Lefebvre la hubiera visto bien celebrada no hubiera dado el paso que dio. Sin comentarios”. P. Altamira

Les enviamos el sermón del P. Altamira sobre las palabras de Mons. Fellay en La Reja (Argentina). “Mons. Lefebvre dice blanco, y Mons. Fellay dice negro, la oposición es muy patente. Aquí va un extracto con dos ejemplos. Les saludamos en María Santísima.

——————————————————————————————— –

(1) Mons. Fellay: “la importancia de estar reconocidos canónicamente. No se puede decir que no es importante tener la estampilla de católicos. ¡Hay que tener la estampilla!”. “De ahí, nuestro interés de estar siempre en contacto con las autoridades romanas para obtener esa estampilla… LA IGLESIA OFICIAL ES LA IGLESIA VISIBLE”.

-MONS. LEFEBVRE: ES INCREÍBLE QUE SE PUEDA HABLAR DE IGLESIA VISIBLE EN LA RELACIÓN A LA IGLESIA CONCILIAR”.¿Dónde está la Iglesia visible? La Iglesia visible se reconoce por las señales que siempre ha dado para su visibilidad: Es UNA, SANTA, CATÓLICA Y APOSTÓLICA. Les pregunto: ¿dónde están las verdaderas notas de la Iglesia? ¿Están más en la iglesia “oficial” ([1]no se trata de la Iglesia “visible”, se trata de la iglesia “oficial”), o en nosotros, en lo que representamos, en lo que somos?… ESTAS SEÑALES NO SE ENCUENTRAN YA EN LOS OTROS”…

 

(2) Mons. Fellay: “LA IGLESIA OFICIAL…  ¡ES LA IGLESIA CATÓLICA Y PUNTO!”.

-MONSEÑOR LEFEBVRE: “Yo soy quien los interrogaría para decirles: ¿A qué iglesia pertenecen ustedes?¿A qué iglesia nos referimos, quisiera saber si nos referimos a la Iglesia Católica o a otra iglesia, a UNA CONTRA-IGLESIA, a UNA FALSIFICACIÓN DE LA IGLESIA?YO CREO SINCERAMENTE QUE SE TRATA DE UNA FALSIFICACIÓN DE LA IGLESIA Y YA NO LA IGLESIA CATÓLICAELLOS HAN CONVERTIDO A LA IGLESIA EN OTRA COSA QUE NO ES LA IGLESIA CATÓLICA. Ya no es la Iglesia Católica. (…)”.



Al servicio de Nuestro Señor y para Su Mayor Gloria
¡VIVA CRISTO REY!
Descargue el Sermón desde aquí: M Fellay en La Reja
 
Comments Off on SERMÓN DEL P. ALTAMIRA 28-12-2014: METAS DE MONS. FELLAY

Publicado por en Viernes 2 enero 2015 en actualidad, Manipulación, Mons. Fellay, Neofraternidad, P. Altamira

 

MUNDO… MUCHO MUNDO… ¿FELLAY PARTICIPA DE LOS CULTOS DEL NUEVO ORDEN MUNDIAL?

AYER MARTES 9 DE DICIEMBRE EL OBISPO BERNARD FELLAY SUPERIOR GRAL. DE LA SOCIEDAD SAN PÍO X, BENDICE EL PESEBRE LEVANTADO EN EL HALL DEL PARLAMENTO EUROPEO UBICADO EN LA CIUDAD DE BRUSELAS -BÉLGICA-

 Via Legión Católica
Qué tiene de raro, se preguntarán los defensores de siempre de la insalvable NeoFSSPX…
Quizás esto les sirva de ilustración:

El Parlamento Europeo : ¿un sitio siniestro?….

Desde su inauguración el 14 de diciembre de 1999, el Parlamento de la Unión Europea ha alzado cejas y preguntas en relación a su estructura. La torre principal, llamada el edificio “Louise Weiss”, resulta peculiar y modernista. ¿Porqué parece inacabada?. Los promotores dicen que refleja la “naturaleza inacabada de Europa”. En cualquier caso, algo de investigación en la materia revela el profundo y oscuro simbolismo de la construcción. Exponer la auténtica fuente de inspiración detrás del edificio Louise Weiss es exponer las creencias esotéricas de la élite mundial, sus oscuras aspiraciones y su interpretación de las antiguas escrituras.

poiIremos directo al grano: el edificio Louise Weiss tiene la intención de parecer la pintura “La torre de Babel” de Pieter Brueghel el viejo, de 1953.La Historia dice que la Torre de Babel nunca fue completada. El Parlamento Europeo esta básicamante continuando el inacabado trabajo de Nimrod, el infame tirano, que estaba construyendo la Torre de Babel para desafiar a Dios.  ¿Pensáis que ésta es una buena fuente de inspiración para una “institución democrática”?La historia de Nimrod y la Torre de Babel aparece en numerosos textos de antiguas culturas incluyendo la hebrea, islámica, griega y Kabbalah. Se dice de Nimrod que fue el fundador y el rey del primer imperio después de el Diluvio Universal. Su reino incluye Babilonia (Babel), Uruk, Akkad y Calneh. Es conocido por ser un rey que impuso la tiranía a la gente mientras trataba de eliminar las creencias religiosas. “Fue Nemrod quien los incitó a tal afrenta y menosprecio hacia Dios. El era un nieto de Cam, el hijo de Noé, un hombre atrevido y de gran fortaleza de manos. Los persuadió de que no le atribuyeran a Dios, como si fuera por medio de él que habían obtenido felicidad, sino a creer que fue su propio esfuerzo lo que les alcanzó esa felicidad. Fue cambiando gradualmente su gobierno en una tiranía, al no hallar otra manera de apartar a la gente del temor de Dios, sino induciéndoles a una tonta dependencia de su poder… Ahora la multitud estaba más que lista para seguir la determinación de Nemrod, y a considerar una muestra de cobardía el someterse a Dios”

De acuerdo a explicaciones de la biblia, Babel fue la ciudad que unió la humanidad, todos hablando una sola lengua y emigrando desde el Este. Era el ciudad hogar de Nimrod. Decidió que la ciudad debía tener una torre tan inmensa que “su cima debería estar en los cielos”. Sin embargo aquella torre no era para adorar y rezar a Dios, si no que estaba dedicada a la gloria del hombre con el propósito de labrar un “nombre” para los constructores. La versión Midrash de la historia añade incluso que los constructores de la torre dijeron: “Dios no tiene derecho a elegir el mundo superior para si mismo, y dejar el mundo inferior para nosotros; por eso construiremos una torre, con un ídolo en la cima sosteniendo una espada, de modo que parezca como si tuvieramos intención de luchar con él”. Dios, viendo la naturaleza blasfema de la Torre, dió a cada persona una lengua diferente para confundirlos. Incapaz de continuar el trabajo, la gente se dispersó por todo el mundo.

Así que la construcción del Parlamento Europeo en semejanza a la Torre de Babel envía el mensaje de que Nimrod tenía la filosofía correcta y su Torre de Babel era una buena idea. Así que estamos buscando: 1. Una introducción gradual de la tiranía.    2.  La eliminación de la adoración a Dios para introducir la dependencia del poder.    3. Todas las personas hablando el mismo idioma y profesando la misma religión.  4. Rechazo de Dios mientras tratan de convertirse en Dios. ¿Sabéis que? Esos son los principales preceptos de las creencias esotéricas de la elite mundial. No son cristianos ni nada relacionado. Su sistema de creencias esta basado en las Religiones Mistéricas (rituales paganos, adoración del Sol, consideración de Lucifer como aquel que dio luz a la raza humana, viendo a Dios como una fuerza que quiere mantener a los humanos en la oscuridad). Su Nuevo Orden Mundial habrá desalojado todo culto a Dios, introducido una sola lengua y cambiado democracia por tiranía.
Read the rest of this entry »

 
Comments Off on MUNDO… MUCHO MUNDO… ¿FELLAY PARTICIPA DE LOS CULTOS DEL NUEVO ORDEN MUNDIAL?

Publicado por en Miércoles 10 diciembre 2014 en actualidad, Mons. Fellay, Mundanidad, Neofraternidad, Nuevo Orden Mundial

 

OSKO: CIENCIA FRICCIÓN

El nuevo Atanasio de los conservadores

masoterapia-y-reflexologia-masajes-descontracturantes-5125-MLA4171035938_042013-O

CIENCIA FRICCIÓN

(Masoterapia para ingenuos)

Según pasan los años se nos vienen encima los achaques, con forma de algunos dolorcitos; más regulares visitas al médico, y un progresivo aumento de cajitas y frasquitos de medicamentos en nuestros botiquines.

Ciertas afecciones se convierten en cotidiana compañía, y solemos recurrir entonces, en un afán respetable por mejorar nuestra calidad de vida lo más que se pueda, a ejercicios, caminatas, ciertas dietas, visitas al gimnasio o al sauna, e incluso nos ponemos en manos (nunca mejor aplicado que aquí) de un buen masajista para que nos ayude con los dolores lumbares, dorsales, cervicales, plantares…, y muchas veces mentales también.

Pues bien; así como muchos suelen decir que la revolución conciliar ha entrado en la senectud, también decimos nosotros que aquello que se le opone desde hace más de cincuenta años, se encuentra bien entrado también en la edad provecta.

Es claro que se trata de una apreciación muy personal, que seguramente no muchos compartirán.

Pero es que, observando a algunos conservadores, tradis y neocon, nos da toda la sensación de estar frente a personas afectadas por un enorme cansancio (producto de la edad), falta de reflejos (producto de la edad) y ciertos dolores… (también productos de la edad y de no haberse sumergido en la “fuente de la juventud” desde un primer momento, cuando se desató la crisis, o mejor…, cuando los “padres conciliares” abrieron la famosa CAJA DE PANDORA de las reformas conciliares y pretendieron adecuarse al mundo o, como decían entonces, AGIORNAR A LA IGLESIA).

Si me preguntan cuál es aquella fuente de la juventud, diré que se trata de la sencillez y simplicidad para recibir las verdades de Fe, apoyándose en el Magisterio Solemne, en la Tradición y, por cierto que también, en las Sagradas Escrituras, en especial las Profecías, dejándoles a otros los entuertos canónicos, las interpretaciones jurisdicistas, y todos esos devaneos teológicos que terminaron derivando en las únicas dos opciones que son aceptadas como posibles (que ya eran previsibles en los años `60) dentro del marco de posibilidades que propone la Iglesia del Concilio del llamado “Papa Bueno”.

Esas dos OFICIALES y ADMITIDAS posiciones llamadas “serias”, son “hermenéutica de la ruptura” y “hermenéutica de la continuidad”.

Ninguna de ellas es católica.

Porque en la dialéctica entre esas dos posiciones se debate la inmensa mayoría de los católicos a los que, poco o mucho, les preocupan estas cuestiones, y que en realidad son una muy pequeña minoría de personas en el mundo, mientras que a los demás, a la inmensa mayoría, estas cuestiones les importan bien poco o nada.

Salirse de ese juego dialéctico significa sumarse a la “Inhóspita Trinchera”. Y eso no es pa` cualquiera. No se trata de ser ni mejor, ni más valiente, ni más inteligente, ni nada de eso.

Nos parece que más bien se trata de haberlo perdido todo; o, al menos, saber que eso, si no ha ocurrido, seguramente va a ocurrir.

En general, los tradicionalistas han llegado a ser en muchos casos muy parecidos a los jansenistas.

Seguramente se me criticará duramente por decir esto; y también por decir estotro: No sólo jansenistas, sino hipócritas, lamentablemente.

Porque nos parece hipócrita la escandalosa reacción promovida por ese asunto de los divorciados y de los sodomitas tal y como lo propone la Iglesia Conciliar y Oficial (ICyO) en su “sínodo”, en comparación con la casi ninguna reacción respecto de otros asuntos anteriores, cronológicamente hablando, y que son causa eficiente de aquellos otros.

Un ejemplo: cuando en 1986 Wojtyla presidía el Encuentro Ecuménico Interreligioso de Asís, nos hubiera gustado ver a prelados conservadores reaccionando católicamente diciendo que lo que estaba haciendo el apóstata WOJTYLA era una aberración y una herejía… Pero nada dijeron.

De hecho, nada dicen ahora mismo. Tampoco dijeron, ni dirán jamás, nada contra el “sacrosanto” e intocable CVII.

Es por esa razón que no nos parece que haya ningún signo, ninguna señal, absolutamente NADA que pudiera alimentar la esperanza en restauraciones en términos verdaderamente católicos.

Esas esperanzas son comprensibles y razonables para todo aquel que ha llegado a ser lo que decíamos al principio, un católico tradicionalista, conservador, que insensiblemente ha ido decayendo en cierta hipócrita o jansenista manera de entender el catolicismo.

También para aquél que es un recién llegado a estas “tierras”, porque algo le dijo que debía rajarse de Bergogliolandia, para evitar compartir la fila con vaya uno a saber qué extraños especímenes “transgénero” (así los llaman), de camino al reparto de la consumición gratuita dominguera que se dispensa en cada parroquia conciliar.

Todo este escandalizarse por cosas que ya hace rato que la ICyO pone en práctica en todo el orbe, mientras todos miran para otro lado, nos parece una actitud bastante farisaica.

Todo el mundo conservador o tradi saltó escandalizado por estos asuntos que involucran al SEXTO y NOVENO mandamientos.
Read the rest of this entry »

 
 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 18.137 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: