MODELOS DE VIDA Y ESPERANZA EN LA GLORIA

coronacic3b3n-de-la-virgen-fra-angc3a9lico

Hoy nos encomendamos a:

SAN GERÓNIMO EMILIANI O EMILIANO. CONFESOR

San Gerónimo Emiliani , fundador de la Congregación de clérigos regulares de Somascha, nació en Venecia de familia patricia, y en los tiempos mas turbulentos de la República sirvió desde su niñez en el ejército de aquellas tropas. Siendo gobernador del nuevo castillo de la montaña de Tarviso , fue hecho prisionero, puesto en un calabozo, y cargado de cadenas. Santificó sus tormentos con penitencia y oración; y libertado por una milagrosa protección, de la Madre de Dios, llegó a Tarviso, y colgó sus cadenas en un altar consagrado al Señor bajo la invocación de la beatísima Virgen María, y volviéndose a Venecia se dedicó enteramente a los ejercicios de devoción y contemplación. Habiendo reducido por aquel tiempo a una miseria extrema a innumerables familias una cruel hambre, y una enfermedad contagiosa, se entregó todo al alivio de los necesitados, especialmente al de los huérfanos miserables. Juntó a estos en una casa que compró él mismo, les vestía y les alimentaba a sus expensas, y les instruía personalmente con un celo infatigable en doctrina cristiana, y en las virtudes todas. Por consejo de san Cayetano y de otros pasó al continente, y erigió iguales hospitales para huérfanos en Brescia, Bérgamo, y otros lugares; y otros también para receptáculo de mujeres penitentes. En Somascha, situada a las fronteras de los dominios venecianos entre Bérgamo y Milán, fundó una casa que destinó para los ejercicios de aquellos a quienes recibia en su propia Congregacion, en que residió por mucho tiempo. De esta casa tomó el Santo su sobrenombre; aunque algunas veces le llamaban de San Mayeul, titular del colegio de Pavía que san Carlos Borromeo puso á su dirección.

La instrucción de la juventud, y de los clérigos mozos fue también objeto de su celo en sus fundaciones, y continuó siéndolo en su Instituto. Los hermanos fueron todos legos durante la vida del Fundador, y fue solamente aprobada su Congregación como fundación piadosa: El Santo murió en Somascha en 8 de febrero del año de 1537 de un enfermedad contagiosa que habla contraído por asistir a los enfermos apestados. Fue beatificado por el papa Benedicto XIV, y canonizado por Clemente XIII. Para el 20 de julio fue señalado un oficio en honor suyo por un decreto de la Santa Sede publicado en el año de 1769. Seis años después de su muerte, que se verificó en el de 1537, su Congregación fue declarada Orden religioso por Paulo III y confirmada bajo la regla de San Agustín por san Pio V en el de 1585, y otra vez por Sixto V en el de 1586. No tiene esta Congregación casa alguna fuera de Italia, y de los cantones suizos católicos; y está dividida en tres provincias; Y es a saber, Lombardía, Venecia y Roma. Su general se elige por trienios. uno de cada provincia por turno y alternativa.

 

Año Cristiano
R.P. J. Croisset

 

Leer el Santo Evangelio del día