CONSAGRACIÓN AL CORAZÓN DE JESÚS COMO SU GUARDIA DE HONOR- DÍA 26

Práctica nacida en el Monasterio de la Visitación de Bourg, Francia, en 1863

guardia de honor17

PRESENTACIÓN:

La Guardia de Honor es una  piadosa milicia que rodea Jesucristo, Rey inmortal de los siglos, abandonado, ultrajado y perpetuamente inmolado en su Trono Eucarístico. Estos fervorosos centinelas, escogen una hora al día, y en ella, sin dejar sus ocupaciones habituales, se postran en espíritu frente al Sagrario, a imitación de la primera Guardia, compuesta por Nuestra Madre Dolorosa, San Juan y Santa María Magdalena.

Durante junio, Mes del Sagrado Corazón, publicaremos el Manual (de 1904) con las instrucciones para asociarse a esta cofradía a la que pertenecieron Sus Santidades León XIII, Pío IX, San Pío X y Pío XI, San Juan Bosco y el Padre Mateo Crawley, entre otros.

Al final de cada día se copiará la oración para el ejercicio diario de la “Hora de Guardia”, y el 30 de junio se publicará la consagración, o fórmula de agregación, que cada uno puede hacer en su hogar.


Día 26

Santos Patronos e Indulgencias

Los Patronos titulares de la Archicofradía son: Nuestra Señora del Sagrado Corazón — Señor S. José —San Francisco de Asís — San Francisco de Sales — y la B. Margarita María.

FIESTA PRINCIPAL

La Fiesta principal de la Obra es el día del SACRATÍSIMO CORAZÓN DE JESÚS, pedida por el mismo nuestro Señor a la B. Margarita María y fijado para el viernes después de la octava de Corpus. Los Guardias de honor la celebrarán con la mayor solemnidad, y, en cuanto sea posible, con un triduo o novena de preparación. Una indulgencia de 7 años y 7 cuarentenas está concedida a cada uno de los días del triduo o novena.

guardia de honor18

FIESTAS SECUNDARIAS

Las fiestas secundarias son:

guardia de honor19

La de Nuestra Señora del Sagrado Corazón, 31 de Mayo.

guardia de honor20

La de los Dolores de Nuestra Señora, el viernes de la semana de Pasión.

guardia de honor21

La del Señor San José, 19 de Marzo.

guardia de honor22

La de San Juan Evangelista, 27 de Diciembre.

guardia de honor23.jpg

De San Francisco de Sales, 29 de Enero.

guardia de honor24

De San Francisco de Asís, 4 de Octubre.

guardia de honor25.jpg

De Santa María Magdalena, 22 de julio.

guardia de honor26.jpg

De la B. Margarita María, 17 de Octubre.

Y el primer viernes de cada mes.

El viernes santo a las 4 de la tarde, hora en que se supone tuvo lugar la herida con la lanza, las Guardias de honor deberán reunirse al pie de la cruz, para tributar sus homenajes al Corazón herido de Jesús, y hacer juntos la PRECIOSÍSIMA OFRENDA DE LA SANGRE Y AGUA que salieron de este adorable Corazón. 

El mes de junio consagrado al divino Corazón debe celebrar se, en cuanto se pueda, en público o en particular por todos los Guardias de honor.

En fin, los Guardias de honor profesan un amor especial al augusto Sacramento del altar, en donde mora el Real Corazón de Jesús, y consagran toda su vida su servicio y mayor honra y gloria suya.

Por lo tanto, son de derecho y de oficio los adoradores de la divina Eucaristía.

¡DIOS SEA BENDITO!

INDULGENCIAS CONCEDIDAS a LA ARCHICOFRADÍA DE LA GUARDIA DE HONOR 

Y A TODAS  LAS COFRADÍAS QUE ESTEN AGREGADAS

La Guardia de Honor del  Sagrado Corazón de Jesús, es una de las asociaciones más enriquecida con indulgencias. Estas se dividen en dos partes: 

I-INDULGENCIAS DE LA ARCHICOFRADÍA ROMANA DEL SAGRADO CORAZÓN

Expresamente concedidas a la Archicofradía de la Guardia de Honor de Bourg, y a las cofradías que le están canónicamente agregadas, por S. S. Pio IX (Breve del 24 de Noviembre de 1864.)

TRADUCCIÓN DEL SUMARIO ITALIANO ENVIADO DE ROMA Y ANEXO a LAS LETRAS ARRIBA CITADAS DEL 24 DE NOVIEMBRE DE 1864.

 

II— INDULGENCIA PLENARIA, el día de la entrada en la Cofradía, si habiendo confesado y comulgado, oran según la intención de Su Santidad, el día de la fiesta del Sagrado Corazón de Jesús, o el domingo inmediato. (Rescripto del 7 de Marzo de 1801 y del 12 de Julio de 1803.)(Breve del 7 de Marzo de 1803.)

 

III. — INDULGENCIA PLENARIA que pueden ganar los cofrades, si habiendo confesado y comulgado, oran por la intención del sumo Pontífice, el primer viernes o el primer domingo de cada mes. (Rescripto del 15 de Julio de 1803 y del 7 de Julio de 1815.)

 

IV— INDULGENCIA PLENARIA una vez al mes en el día que elijan los cofrades, con tal que, habiendo confesado y comulgado, oren según la intención sobredicha. (Rescripto del 15 de Noviembre de 1802.)

 

V— INDULGENCIA PLENARIA en el artículo de la muerte a los cofrades que arrepentidos invoquen el santísimo nombre de Jesús, al menos con el corazón, si no pueden con la boca. (Rescripto del 7 de Marzo de 1801.)

 

VI—Indulgencia de 7 años y 7 cuarentenas, los cuatro domingos inmediatos que preceden a la fiesta del Sagrado Corazón.

 

VII. — Indulgencia de 6o días, por toda obra pía hecha por los Cofrades. (Rescripto del 7 de Marzo de 1801)

Para ganar estas indulgencias, los cofrades no están obligados a hacer la visita local de Santa María de la Paz o de otra iglesia, si conforme al rescripto Pontificio del 20 de Marzo de 1802, cumplen con la obra prescripta como sigue:

OBRA PRESCRIPTA. Rezar devotamente todos los días, un Padre nuestro, Ave María y Credo al Corazón de Jesús, con la siguiente aspiración:

“Haz que arda y crezca en mi siempre tu amor, Corazón de mi amable Salvador.”

VIII— En virtud de un Breve apostólico del 2 de Abril de 1803, han sido concedidas a los miembros de la Cofradía las indulgencias siguientes, igualmente perpetuas y aplicables, por vía de sufragio, a las almas del Purgatorio.

Todos los cofrades que visitaren la Iglesia de su congregación en los días de las estaciones apuntadas en el Romano y que oren según la intención del sumo Pontífice, ganarán las indulgencias que están concedidas a las estaciones de Roma, a saber:

En Cuaresma.

El miércoles de Ceniza y el cuarto domingo de Cuaresma, Indulgencia de 15 años y 15 cuarentenas.

El domingo de Ramos, Indulgencia de 25 años y otras tantas cuarentenas. El Jueves Santo, indulgencia plenaria.

El Viernes Santo y Sábado Santo, Indulgencia de 30 años y 30 cuarentenas.

Todos los días de fiesta o feriados, Indulgencia de los años y otras tantas cuarentenas.

En Pascua.

El domingo de Pascua, INDULGENCIA PLENARIA.

Los dos días siguientes y durante toda la octava hasta el Domingo in Albis inclusive, indulgencia plenaria de 30 años y 30 cuarentenas.

El día de la Ascensión del Señor.

INDULGENCIA PLENARIA.

En la Pascua de Pentecostés.

El Sábado víspera de la fiesta; indulgencia de 10 años y 10 cuarentenas.

El domingo y los otros días de la octava hasta el sábado inclusive, Indulgencia de 3o años y 3o cuarentenas.

En Adviento.

El primero, segundo y cuarto domingo, Indulgencia de 10 años y lo cuarentenas; el tercer domingo, Indulgencia de 15 años y 15 cuarentenas.

En la Natividad del Señor.

La víspera, en la Misa de media noche y en la de la aurora, Indulgencia de 15 años y 15 cuarentenas.

El día de la fiesta, INDULGENCIA PLENARIA.

Los tres días de fiesta siguientes, en la Circuncisión, la Epifanía, los domen. Quincuagésima, de Septuagésima, Sexagésima y Quincuagésima, Indulgencia de 30 años y 30 cuarentenas.

En la fiesta de San Marcos Evangelista y en los tres días de Rogaciones.

Indulgencia de 30 años y 3o cuarentenas

IX— Por un Breve apostólico de 8 de Abril de 1805, se concedió en favor de los cofrades que, habiendo confesado v comulgado, visiten la iglesia de la Cofradía, una INDULGENCIA PLENARIA en los días siguientes:

El de la Inmaculada Concepción. — La Natividad de la Santísima Virgen. — La Anunciación. — La Purificación. — La Asunción. — Todos Santos. — Conmemoración de los fieles difuntos. — Señor San José. — San Pedro y San Pablo. — San Juan Apóstol y Evangelista.

X—Indulgencia de 7 años y 7 cuarentenas, en las otras fiestas de la Santísima Virgen, y en la de los otros Apóstoles, a los cofrades que visitaren la iglesia antes dicha, según el Breve precitado.

Para ganar las indulgencias mencionadas en los números VIII, IX y X, hay, como hemos dicho, obligación de visitar la iglesia de la Cofradía; pero en virtud de un Rescripto pontificio, perpetuo, puede ganarse en Roma o fuera de Roma, por todos los cofrades enfermos o legítimamente impedidos por alguna causa para hacer la visita mandada, con tal que cumplan alguna obra pía, impuesta por su confesor.

XI— Indulgencia de 7 años y 7 cuarentenas, cada día de la novena que precede a la fiesta del Sagrado Corazón de Jesús, la cual se celebra el viernes después de la octava de Corpus, visitando devotamente la iglesia u oratorio público en donde se celebre esta fiesta, y orando según la intención del sumo Pontífice.

XII. — El sumo Pontífice Pío VII, para aumentar más y más la devoción al Sagrado Corazón de Jesús, se dignó, por un Rescripto de 4 de Marzo de 1806, conceder en los seis domingos y seis viernes que preceden a la fiesta del Sagrado Corazón, una INDULGENCIA PLENARIA perpetua a todos los cofrades que, habiendo confesado y comulgado cada uno de los seis domingos y de los seis viernes ya indicados, visiten devotamente una iglesia u oratorio público en donde se celebre la fiesta del Sagrado Corazón el día citado, y rueguen según la intención de Su Santidad. Estas indulgencias, tanto las de la novena, como las de los seis domingos y los seis viernes, en virtud del Rescripto pontificio perpetuo, mencionado antes, pueden ganarla los fieles que forman parte de la Cofradía y que estén legítimamente impedidos para hacer la visita de la iglesia u oratorio público; con tal que cumplan con alguna obra pía impuesta por su propio confesor.

INTENCIONES DEL PAPADO

Exaltación de la Santa Iglesia Católica Apostólica Romana.

Extirpación de las herejías.

Propagación de la Fe.

Conversión de los pecadores.

Paz y concordia entre los príncipes cristianos.

Los demás bienes del pueblo cristiano.

 

separador

Ofrecimiento de la Hora de Guardia para cada día:

¡Viva Jesús, muera el pecado, sea por siempre alabado, el Corazón de Jesús Sacramentado!

Sagrado Corazón de Jesús, encendido en llamas de infinito amor, pero herido hasta lo más hondo por nuestro desamor, desagradecimiento y dureza, me postro en tu presencia durante esta hora para hacerte fiel compañía en este Sagrario y en todos los Sagrarios de la tierra. En unión con el Corazón Inmaculado de María, mi Ángel Custodio y mis celestiales Asociados (aquí se nombra el patrono o patronos de la hora que se haya escogido), te dedico mis pensamientos, mis acciones y mis sufrimientos en reparación de los olvidos, ingratitudes e irreverencias que recibes en el Santísimo Sacramento del Altar, y ofrezco en reparación la Sangre y Aguas salidas de tu Corazón traspasado y que Tú presentas incesantemente al Padre, en unidad del Espíritu Santo, por la salvación de todas las almas. Amén.

Nuestra Señora del Sagrado Corazón, proteged a la Guardia de Honor.

Señor San José, San Francisco de Asís, San Francisco de Sales y Santa Margarita María de Alacoque, rogad por vuestros Guardias.