SÁNCHEZ MALAGÓN: DIME CON QUIÉN ANDAS…

FIEL A LA ROMA DE SIEMPRE…

LA ROMA ACTUAL ES CISMÁTICA…

Nos parece que ha llegado el tiempo de hacer un balance…
(Carta a los Amigos y Benefactores Nº 60, mayo 2001).
Así que parece haber llegado la hora de normalizar la situación de la Fraternidad…
(Carta interna del P. Schmidberger, febrero 2016).

“…Nuestra vida cristiana produce sin duda alguna saludables frutos, es algo que incluso Roma reconoce. Que hay una crisis grave en la Iglesia, una degradación horrorosa en la predicación de la doctrina, un desinterés mostrado por el pueblo cristiano, esto Roma lo reconoce también. No hay que descartar que uno de los motivos del acercamiento del Vaticano pueda estar en una de estas dos consideraciones, y si Roma nos llama para actuar como bomberos en la extinción del fuego, no nos negaremos, pero antes de entrar en acción nos atrevemos a pedir que se corte el escape del gas, foco del incendio. (Sic). Sin embargo en el fondo la razón del acercamiento es otra”. (Carta a los Amigos y Benefactores Nº 60, mayo 2001).

bombero papal

Él “Bombero” mayor es capaz de implementar esta medida incluso para la “Resistencia”

“…Hoy el papa Francisco tiene el ministerio papal y la primacía de la autoridad. Dentro de una hora, no sabemos, podría renunciar y otro papa será elegido. Sin embargo, mientras él tenga la Sede Papal, lo reconocemos como tal y rezamos por él. No decimos que sea un buen papa. Por el contrario, él provoca con sus ideas liberales y su obrar una gran confusión en la Iglesia. Pero cuando Cristo fundó el Papado, vio toda la serie de Papas de toda la historia de la Iglesia, incluso al papa Francisco. Y sin embargo permitió su ascenso al trono papal…” (Carta interna del P. Schmidberger).

ooo

Pregunta: ¿Dónde se encuentra la Iglesia hoy? ¿Con la Iglesia Católica oficial, como de ordinario, o con los protestantes, como el Papa parece decir, o con los llamados tradicionalistas?

Respuesta: la verdadera Iglesia, fundada por Nuestro Señor Jesucristo, es Una, Santa, Católica y Apostólica. Dondequiera que se encuentren estas cuatro notas se encuentra la verdadera Iglesia. Ahora bien el Protestantismo destruye la unidad; PRODUCE POCA SANTIDAD… En cuanto a la Iglesia Católica oficial, se hace cada día más protestante…

P: ¿Pero la FSSPX reconoce a Juan Pablo II como Papa?

R: Sí. Siguiendo a Monseñor Lefebvre, la Fraternidad siempre se negó a decir que la sede de Roma está vacante, porque esta posición tiende a crear más problemas de los que resuelve. Los Papas recientes pueden ser no buenos Papas, pero son Papas.

P: Esto es lo que pretende la Fraternidad pero muchos teólogos afirman lo contrario.

R: Nuestro Señor nos pidió atender a los frutos… ¿Qué doctrina llena los confesionarios y los seminarios, y cuál los vacía?

P: Entonces, ¿Juan Pablo II es cabeza de dos Iglesias diferentes?

R: Sólo hay una Iglesia Católica, reconocida por las cuatro notas ya antes mencionadas. Pero Nuestro Señor da libertad a los miembros de esta Iglesia hasta el momento de su muerte, de modo que en particular los eclesiásticos pueden consciente o inconscientemente traicionar a esta Iglesia y separar de Ella a un sin número de almas. Este proceso, apreciado a menudo en la historia, se desarrolla normalmente en forma gradual como en Inglaterra de la Reforma, puesto que se suele engañar a las almas poco a poco. Esto es lo que estamos viviendo en la Roma de hoy en día…

P: Entonces, cuando Monseñor Lefebvre dijo que nunca había pertenecido a esta iglesia de la cual había sido excomulgado por consagrar cuatro obispos el 30 de junio de 19988, ¿no hablaba de la Iglesia sino de la comunidad de los liberales?

R: Exacto…

P: Pero, entonces, ¿cómo podía Monseñor Lefebvre seguir llamando Papa de la verdadera Iglesia a Juan Pablo II?

R: Porque los hombres son criaturas contradictorias, y un mismo hombre es capaz, en diferentes momentos, de actuar de un modo contrario. Hablar y actuar de un modo gravemente liberal no descalifica necesariamente al Papa como para que no lo sea

(Mons. Richard Williamson; Fragmentos de la Carta a los Amigos y Benefactores del Seminario de Winona, diciembre 1995).

ooo

Ecône, 29 de enero de 1986

Querido Sr. Madiran:… Creo sinceramente que es usted el único entre los escritores, aún llamados tradicionalistas, en ver claramente y denunciar con perfecto acierto la empresa diabólica y masónica que es realizada actualmente por el Vaticano y la gran mayoría de los Obispos.

El plan anunciado por la Alta Venta y publicada por orden del Papa Pío IX se realiza hoy ante nuestros ojos. Una red muy bien organizada tiene en su mano toda la actividad en la Curia, interior y exterior.

El Papa es un instrumento de esta mafia, que él mismo ha emplazado y con la cual él simpatiza. No se puede esperar ninguna reacción de su parte, al contrario. El anuncio de la reunión de las religiones en Asís, en el mes de octubre decidida por él, es el colmo de la impostura y del insulto a Nuestro Señor. Roma no es más la Roma Católica. Las profecías de Nuestra Señora de La Salette y de S.S. León XIII en su exorcismo, se realizan: “Ubi sedes beatissimi Petri et cathedra veritatis ad lumen gentium constituta est, ibi thronum possuerunt abominationis impietatis suae ut percusso Pastore et gregem disperdere valeant…” (“Allí  donde fue constituida la sede del bienaventurado Pedro y la cátedra de la verdad, para iluminación de las gentes, allí pusieron el trono de la abominación de su impiedad, de modo que, herido el Pastor, pudieran dispersar el rebaño…”) Nosotros tenemos que vérnoslas con personas que no tienen ninguna noción de la verdad. De ahora en más estaremos, cada vez más, constreñidos a obrar considerando esta nueva iglesia conciliar como ya no siendo católica.

No podemos más, sin faltar gravemente a la verdad y a la caridad, dar a entender a aquellos que nos escuchan o nos leen, que el Papa es intocable, que está lleno de deseos de volver a la tradición, y que son quienes lo rodean quienes son culpables, como lo hacen La Pensée Catholique, L’ Homme Nouveau y tantos otros aparentemente tradicionalistas…

+ Marcel Lefebvre

(Carta de Monseñor Marcel Lefebvre al Sr. Jean Madiran (director de la revista “Itineraires”. Tomada del boletín oficial del Seminario de la Reja “Credidimus Caritati”, marzo-junio 1986 p.2)

ooo

1) ¿Cómo podemos aspirar a un reconocimiento por el papa Francisco?

Respuesta: Ya nos hemos referido anteriormente a la necesaria distinción entre el oficio y el titular del oficio. No hay duda que el papa actual ejerce su papel establecido por Dios. Pero todos debemos tener en mente lo que realmente fue el concilio y las consecuencias que trajo a la Iglesia: confusión, la dictadura del relativismo, lo pastoral por encima de la doctrina, amistad con los enemigos de Dios y los enemigos de la Cristiandad. Pero precisamente este es uno de los errores del concilio, el separar los efectos de la causa. Algunos se aficionaron mucho a la persona de Benedicto XVI, en lugar de poner el Oficio Papal en primer lugar y el titular en segundo lugar, y su renuncia fue como una ducha de agua fría. ¡No debemos cometer el mismo error de aficionarnos demasiado a la persona en lugar de la institución divina! Tal vez sólo el papa Francisco sea capaz de dar este paso, por imprevisibilidad e improvisación. Los medios de comunicación tal vez lo perdonarán por haber dado este paso, pero nunca se lo hubieran perdonado a Benedicto. En su autoritario, por no decir estilo tiránico de gobierno, él sería capaz de implementar esta medida incluso para la Resistencia.

2) Pero ¿qué dirá la gente de la Resistencia?

Respuesta: No podemos orientar nuestras acciones por personas que obviamente han perdido el sentido de Iglesia y el amor a la Iglesia en su forma concreta. Mientras tanto, ellos están “peleándose” entre sí. (Carta interna del P. Schmidberger).

ooo

En una entrevista realizada poco después de las consagraciones episcopales Monseñor Lefebvre declaraba:

Pregunta: ¿Cuál fue el criterio que utilizó para escoger los obispos que fueron consagrados el 30 de junio?

Respuesta: POR SU INTERNACIONALIDAD. Ellos hablan varias lenguas y como COLABORADORES DEL PADRE SCHMIDBERGER (superior general), están habituados a tener contactos internacionales. Eso es necesario, ya que nosotros tenemos seminarios y prioratos en el mundo entero…

P: Muchos esperaban que Ud. Nombrara obispo al Superior General de la Fraternidad, el P. Schmidberger.

R: Yo preferí, y él estuvo de acuerdo, preservar la independencia jerárquica de la Fraternidad, además de que él es, si se da el caso, el INTERLOCUTOR PREFERIDO DE ROMA.

ooo

En una entrevista al P. Schmidberger publicada en un suplemento de la Carta a los Amigos y Benefactores Nº 38, del 15 de febrero de 1990, leemos:

Pregunta: ¿Por qué Monseñor Lefebvre no lo ha consagrado a usted obispo en 1988?

Respuesta: Hay muchas razones. Desde las negociaciones con Roma, los miembros de la comisión encargados de nuestro legajo, nos hicieron comprender que era mejor que el Superior General no fuera consagrado Obispo… en fin, tal decisión, podría hacer más fácil para Roma las discusiones el día en que ellas tengan lugar.

benedito16

ooo

4.En los próximos años, necesitaremos urgentemente nuevos obispos. Ciertamente es posible consagrarlos sin mandato pontifical en caso de emergencia, pero si es posible consagrar obispos con el permiso de Roma, se debe pedir el permiso. (Carta interna del P. Schmidberger).

ooo

¿Cómo se puede explicar que un Obispo católico no tenga el deber y el derecho de asegurarse sucesores sin “el mandato de Roma”, cuando ella se volvió la Ramera Babilónica?

¿Cómo se puede explicar que un Obispo católico no tenga el deber y el derecho de asegurarse sucesores sin “el mandato de Roma”, cuándo no se profesa más la Fe Católica, cuando destruyeron los Sacramentos, fuente de la gracia, y cuando esta falsa iglesia contradice formalmente la tradición bimilenaria de la Iglesia?

Querer avalar las consagraciones episcopales por la Roma Apóstata y Anticristo, es necesario estar ciego y no ver la PODREDUMBRE CONCILIAR.

Dejemos hablar al fundador en aquella entrevista concedida días después de las consagraciones episcopales:

Pregunta: ¿Cómo se siente usted, Monseñor, ante la perspectiva de una excomunión por Juan Pablo II?

Respuesta: Yo estoy en paz, ya que ELLA NO TENDRA NINGÚN VALOR: Yo seré excomulgado por un Papa Modernista cuando sabemos que los modernistas YA HAN SIDO EXCOMULGADOS por los Papas anteriores a Juan XXIII.

P: Su excomunión hará un cisma con respecto a Roma. ¿No teme usted esta separación de la Iglesia?

R: No, puesto que yo estoy en comunión con la Iglesia eterna, yo no me separo sino de aquellos que están en el error y quieren cambiar el contenido de la Fe por el ecumenismo y los nuevos ritos de los sacramentos. Es a causa de que yo guardo la Fe de la tradición, es decir, de la Iglesia incambiable, ya que es divina; es por eso que se me excomulgará. Yo quedo fiel a la Roma de siempre y no puedo estar en ruptura con la Iglesia, continuando lo que Ella ha exigido durante veinte siglos. Es la Roma actual la que es cismática puesto que ella se separa y hasta se opone a la tradición.