P. JUAN CARLOS CERIANI: SERMÓN EN LA FIESTA DE SAN MATEO APÓSTOL

Sermones-Ceriani

SAN MATEO, APOSTOL Y EVANGELISTA

San Mateo fue uno de los doce afortunados Apóstoles que Jesucristo escogió para ser íntimos confidentes suyos durante su vida pública, y para continuar su obra evangelizadora después de su admirable Ascensión a los Cielos.

Entre los doce elegidos del Señor, tan sólo dos, San Mateo y San Juan, dejaron por escrito la vida, los dichos y los hechos del Divino Salvador.

Su testimonio es directo, mientras que los otros dos Evangelistas, San Marcos y San Lucas, narran lo que oyeron de María Santísima, de los Apóstoles y de otros testigos inmediatos.

San Mateo fue el primero de los autores divinamente inspirados que puso por escrito lo que los Apóstoles acostumbraban predicar sobre Jesucristo.

La primacía cronológica de su Evangelio, afirmada por la tradición de los Santos Padres, pero impugnada por los modernistas, fue proclamada verdadera por la Comisión Bíblica el 19 de junio de 1911; de donde resulta que San Mateo es ciertamente el primero de los Evangelistas, y que su obra, redactada en arameo, pero cuyo texto original se ha perdido, se conserva fielmente en la traducción griega que aún existe.

+++

San Mateo, hijo de Alfeo —como afirma San Marcos—, era oriundo de Galilea. Se llamaba también Leví; pero desde su vocación al Apostolado, no se le conoce más que por el de Mateo, que en hebreo significa dado por Dios.

Dos de los cuatro Evangelistas dan a San Mateo el nombre de Leví, mientras que San Marcos lo llama “hijo de Alfeo”. Posiblemente, Leví era su nombre original y se le dio o adoptó él mismo el de Mateo (“el don de Dios”), cuando se convirtió en uno de los seguidores de Jesús. Alfeo, su padre, no fue el del mismo nombre que tuvo como hijo a Santiago el Menor.

Antes que Jesús le llamase, era recaudador de impuestos, oficio sobremanera aborrecido entre los judíos, quienes designaban a estos funcionarios con el nombre despectivo de publicanos, considerándolos paganos, excomulgados y pecadores públicos.

Los judíos los aborrecían hasta el extremo de rehusar una alianza matrimonial con alguna familia que contase a un publicano entre sus miembros, los excluían de la comunión en el culto religioso y los mantenían aparte en todos los asuntos de la sociedad civil y del comercio.

San Mateo tenía el despacho en Cafarnaúm, importante centro de tráfico, a orillas del lago de Genezaret, por el que pasaban las caravanas de mercaderes que, desde Damasco y ciudades de Mesopotamia, iban a Palestina, a Egipto y a los puertos del Mediterráneo.

Su empleo —y más siendo el jefe de oficina, según dicen los historiadores— era, pues, suficiente para que Mateo fuese mal conceptuado entre los de su nación.

Entre los judíos, agravaba esta impopularidad de los agentes del fisco, la sensibilidad excesiva del orgullo nacional; porque los tributos que se veían obligados a pagar a Roma les recordaban que eran pueblo conquistado y condenado a servidumbre afrentosa y detestable; y, además, porque juzgaban que, en su calidad de pueblo escogido de Dios, debían estar exentos de los impuestos y exacciones que otros pagaban.
Sigue leyendo

OSKO: LA AMENAZA A LA VIDA DE BERGOGLIO ¿Un nuevo PEARL HARBOR?

Piensa mal y acertarás

BERGISIS

LA AMENAZA A LA VIDA DE BERGOGLIO

¿Un nuevo PEARL HARBOR?

http://www.clarin.com/mundo/Advierten-ISIS-atentar-Papa-Albania_0_1214278618.html

¿Por qué no?

Digo… ¿por qué no imaginar un posible episodio de violencia que involucre a Jorge Mario Bergoglio?

Mientras que el embajador de Irak se pronuncia en términos alarmantes respecto de la seguridad del Papa de la Iglesia Conciliar, el Vaticano por medio de sus canales normales de comunicación dice que no hay nada que temer, desestimando la advertencia.

De hecho el vocero habitual, el “Padre” Lombardi, ha dicho que no hay preocupaciones particulares por la seguridad del Papa Francisco”.

Sin embargo el escenario que plantea el embajador iraquí no resulta para nada descabellado.

El ISIS, (Estado Islámico, por sus siglas en inglés) ha dado muestras de una interesante capacidad de generar eventos que parecen salirse FUERA DE CONTROL.

Si a alguno de los lectores le llama la atención la frase anterior, vamos a explicarla.

El ISIS, parece ser un invento de la MOSSAD Israelí. Como casi siempre ocurre con toda “criatura” de ese tipo, suelen existir cortocircuitos y a medida que transcurre el tiempo, comienzan a aparecer intereses y objetivos que dejan de ser los fijados al principio y hasta aparecen ciertas “independencias” respecto de los objetivos “padres de la criatura”.

Muchos casos han habido en la historia de situaciones parecidas a la que describimos.

En ese “fuera de control” pueden aparecer eventos no previstos.

La amistad innegable y varias veces evidenciada de Bergoglio para con Israel no necesita ser demostrada, por lo que nada debe temer el “Papa Conciliar” que pudiera provenir de ese lado.

Salvo algún “tradi” de la ortodoxia judía que de ecumenista no tiene ni un solo pelo de sus largas barbas.
Sigue leyendo

Ángel Luis Miguel Salvat: PIE DE GALLO

PIE DE GALLO

Ángel Luis Miguel Salvat

¿Quién no recuerda su figura austera y protectora en las orillas de los ríos mendocinos? Tres largos troncos (patas), tres varas, una bolsa de alambre tejido y canto rodado son los elementos esenciales para su construcción.

Su función: defender, encauzar, recuperar terreno, restar violencia al aluvión, asegurar obras de derivación de los canales, echar raíces y contribuir a la forestación de las zonas ribereñas indefensas.

En resumen, garantizar seguridad al hombre que trabaja la tierra, forjando con su esfuerzo la grandeza de la Patria.

«Alma de pie de gallo» deben tener aquellos que estén dispuestos a encauzar las avalanchas que irrumpen en una comunidad amenazando arrollarlo todo con su fuerza ciega y descontrolada.


Destino de pie de gallo

es mi destino, señor:

morir hundido en mi tierra

cacheteando el aluvión.

o

Destino humilde y hermoso

es mi destino, señor:

defender la tierra arada,

la viña, el huerto y la flor.

o

Que venga la correntada,

que yo aguantaré el cimbrón,

afirmado en mis tres patas:

Fe, Esperanza y Corazón.

o

Vida callada y sufrida,

al aire libre y al sol;

quien me ve sabe que vivo

feliz con mi condición.

o

Cadenas de pies de gallo

formaremos, sí señor;

no destruirán mi Patria

el odio ni el desamor.

o

Cargados con todo el peso

de la gaucha tradición,

inconmovibles seremos

aunque vengan en montón.

o

Con alma de pie de gallo,

cada cual en su función,

encauzará la corriente

por el camino hacia Dios.

o

Es ése nuestro destino:

hacer frente al vendaval;

para que a nuestras espaldas

la Patria florezca en paz.

P. BASILIO MÉRAMO: RESPUESTA A UNA OBSESIÓN ANTISEDEVACANTISTA

sedevacante

RESPUESTA A UNA OBSESIÓN ANTISEDEVACANTISTA

Sin darse por aludido, desde su atalaya invulnerable, Mons. Williamson prosigue impertérrito, dale que dale con su tema, obsesivamente, identificando liberales y sedevacantistas como las dos caras de una misma moneda; parece que no le entran balas y no hay peor sordo que el que no quiere oír, ni peor ciego que el que no quiere ver y podemos añadir de nuestra propia cosecha; ni peor eunuco que el que a sí mismo se castra, como de paso le aconteció al famoso y desdichado Orígenes, que convirtió las Sagradas Escrituras en un cúmulo de alegorías, pues claro, si seguía interpretándolas en su sentido literal, pero que para él era el craso o crudo, evidentemente hubiera terminado decapitándose.

Decimos que insiste y persiste Mons. Williamson sin darse por enterado, sin distinguir, cuando habla del sedevacantismo quiere anular, suprimir, de un solo plumazo, todo sedevacantismo y seguir reconociendo a Roma apóstata una legitimidad que no tiene, a pesar y por encima de todo.

Muy lamentablemente Mons. Williamson obliga a que se le tenga que refutar, ante su obsesión antisedevacantista, ya que no solamente comete el grave error de no distinguir de qué sedevacantismo habla al equipararlo con el liberalismo como la otra cara de la misma moneda, sino que menosprecia toda consideración teológica sobre la sede vacante negando que pueda condensarse en una conclusión teológica cierta y evidente, no quoad ómnibus (para todos) sino quoad sapientes (para los entendidos). Como resultado final avala y respalda la autoridad de una pretendida jerarquía que pontifica no sólo en el error, sino aun en el cisma (en ruptura con el pasado y la tradición católica), en la herejía y la apostasía renegando del dogma de la fe. En definitiva se legitima a la Roma Modernista y Apóstata por encima y a pesar de todo el Misterio de Iniquidad y la abominación de la desolación en Lugar Santo (la Iglesia) ya presentes.

Mons. Williamson es recurrente sobre el tema y sin embargo no se da (quizás jamás se dé) por aludido, pues lo que al fin y al cabo le interesa, es respaldar la legitimidad de una autoridad que pontifica no sólo en el error, sino aún en la herejía, el cisma y hasta la misma apostasía.

Si bien se mira, la Consideración Teológica sobre la Sede Vacante, es la única que puede darnos una respuesta teológica y doctrinal ante los hechos consumados que hoy vemos, de una autoridad que conculca la fe.

Decir reiteradamente que liberales y sedevacantistas se identifican, es equiparar el sedevacantismo que es una cuestión teológica, (que es posible al no ir contra la fe) con el Liberalismo que es una magna herejía, como lo atesta entre otros Sarda y Salvany.
Sigue leyendo

P. JUAN CARLOS CERIANI: MONSEÑOR FELLAY — MONSEÑOR WILLIAMSON – DISCREPANCIAS y CONCORDANCIAS (Xª y última Entrega)

MONSEÑOR FELLAY — MONSEÑOR WILLIAMSON


DISCREPANCIAS  y  CONCORDANCIAS

(Xª y última Entrega)

El 9 de noviembre de 2012 en París, durante una conferencia a los sacerdotes del Distrito de Francia de la FSSPX, Monseñor Fellay deslizó esta enigmática expresión:

Os voy a hacer reír, pero realmente pienso que nosotros, los cuatro obispos, somos de un mismo parecer.

Hacía menos de un mes que Monseñor Williamson había sido expulsado de la FSSPX…

Aquello que en su momento pareció una broma, responde a una realidad, tanto en el pasado como en el presente, y presagia un futuro siniestro.

+++

Llegamos al término de las comparaciones entre Monseñor Fellay y Monseñor Williamson.

Tenemos que analizar varios aspectos de un mismo tema, un núcleo central que determina múltiples conclusiones y actitudes conexas entre sí.

Todo gira alrededor de la exégesis del Apocalipsis.

Monseñor Fellay parece obviarlo, casi ni habla sobre este tema; y cuando lo trata, soslaya, e incluso niega, las implicancias. Con lo cual, la profecía, el futuro y la manera de prepararse ante lo anunciado, pierde eficacia.

Monseñor Williamson, por su parte, lo interpreta alegóricamente y en base a revelaciones privadas. De allí que las conclusiones a las que llega tampoco son eficaces para enfrentar lo profetizado en la Revelación.

+++

Aunque el nexo no sea siempre evidente (al menos no en la superficie), esta posición explica la concordancia entre ambos prelados sobre lo que hemos ido analizando en los últimos días:

3ª Entrega = ir a Roma

4ª Entrega = Benedicto XVI

5ª Entrega = aceptación, festejo y defensa del Motu proprio

6ª Entrega = pedido, aceptación y agradecimiento del levantamiento de las excomuniones

7ª Entrega = regularización canónica

8ª Entrega = aparicionismo y falso misticismo

9ª Entrega = concepto de Iglesia

+++

Alrededor de este punto central giran diversos temas; entre otros:

* la resolución de la crisis actual.

* el triunfo del Corazón Inmaculado de María.

* un tiempo de reflorecimiento.

* el Reino milenario.

Todo esto determina una estrategia general y una serie de tácticas para llevar a cabo el combate:

Para Monseñor Fellay, el combate es de reconquista y de restauración antes de llegar a una crisis final, que parece nunca llegará.

Monseñor Williamson, si bien habla de combate de resistencia, eso es sólo durante el período anterior a un gran castigo; luego del cual llegará un tiempo de restauración y de florecimiento nunca visto, anterior a la crisis final.

Vayamos a los textos.
Sigue leyendo

AGATHA CHRISTIE defendió la Misa Tridentina

agatha_christie_in_1937


Un amigo, según me dice Mariano, el Padre xxx, está entusiasmado por aprender a celebrar según el modo extraordinario. Pero Sedicla ha dado claras instrucciones al respecto declartando la “inconveniencia” de poner en práctica lo que S.S. Benedicto ha dicho en su Motu Propio Summorum Pontificum. ¿Hasta cuando Casarettus seguirás abusando de nuestra paciencia…?
Ahi va lo de Santa Agatha Cristie.

“El Canal de TV, DIGITAL PLUS, anuncia un paquete de películas basadas en historias de la escritora inglesa Agatha Christie.

La oportunidad es la efemérides de su nacimiento, 15 de septiembre de 1890. Agatha Christie es la novelista más leída en la historia pues 2000 millones de ejemplares es cifra muy cercana a la Biblia, El Quijote y Shakespeare.

Pocos saben que el nombre de Agatha Christie tuvo una singularísima importancia para evitar la total desaparición de la Misa católica según el rito tradicional promulgado por el Papa San Pío V.

En efecto, Mrs. Christie, junto a otros nombres no tan famosos como el suyo pero en bastantes casos de mérito mayor, dirigió a Pablo VI una carta rogándole el indulto que evitara su desaparición.

Poco se removió este extraordinario documento y menos todavía se ha reflexionado sobre él. Sus signatarios fueron en principio nombres de la cultura inglesa, a los que se añadieron otros no ingleses. Para mí tiene un relieve sorprendente esa amalgama de personajes unidos contra el desafuero, pues desafuero fue el propósito y más infame aún el procedimiento de echar al basurero una liturgia que lleva a Dios más que ninguna otra forma conocida de culto. Ya en otra ocasión cité el ejemplo del actor Sir Alec Guinness que confesó a Pío XII haberse convertido al catolicismo a través de la Misa. Pero no quiero reiterarme.

En verdad estas líneas las escribo para subrayar lo extraordinario que resulta, en estos tiempos del Summorum Pontificum, ocultar que aquella Misa fue prohibida de facto contra toda prudencia pastoral. Ya que era jurídicamente imposible contrariar la Bula de San Pío V -lo que ahora permite afirmar que nunca fue prohibida-, se consiguió eliminarla por despotismo. Si los firmantes de la carta suplican al Papa que evite su eliminación, sólo podía ser porque se pensaba prohibir lo que “nunca había sido prohibido”. No tendría sentido argüirlo si la conciencia no acusara esta intención. Lo histórico es que desde el comienzo de esta nueva era de progre oscurantismo estuvo realmente prohibida y vilipendiada; fue perseguida y sus fieles mortificados y arrinconados. Es decir, fue eliminada del orden sacerdotal, fue despreciada en todos los templos sin respeto a la condena de anatema que la protegía, con ostentación que bordeaba el sacrilegio, con la cobardía y el engaño propios de un clero más prisionero del plato de lentejas que de la supuesta obediencia debida. En todo caso con tiránico abuso de autoridad y arrogante desprecio al Derecho de los fieles que se encontraron de la noche a la mañana metidos a empellones en un rito protestante, o casi. Y como paradigma de judiada, haciendo creer al mundo que los arrogantes eran los que plantaron cara en su defensa. Seguramente pueden decirse palabras más fuertes pero no sobre bases de verdad más sólidas que las implícitas para cada una de las acusaciones.

La guinda del “Indulto Agatha Christie” es su estrafalario ‘fundamento teológico’. Veámoslo.

La carta le fue entregada a Pablo VI en octubre de 1971 por el Primado de Inglaterra, Mons. John C. Heenan, que también la avalaba. El Papa la leyó. Se sabe que terminada la lectura echó una mirada a los nombres de sus remitentes, más de ochenta representantes de la cultura del siglo XX. Uno de los primeros era el de la creadora de Hercules Poirot, y al verlo Pablo VI exclamó: «¡Oh, Agatha Christie…!» Fue suficiente. Sin seguir sobre el resto, asintió y dio curso al indulto. Esa fue la distinción que lo bautizaba… y “le daba doctrina”.

Francamente, no deja de ser exótico la fuerza que tuvo la novelista en aquel Papa que ya no necesitó examinar cualquiera otro nombre. El de Agatha Christie bastó finalmente para el placet papal. Su fama se sobrepuso a de Jacques Maritain o Francois Mauriac.

Cuando el muñidor de la reforma litúrgica, Monseñor Bugnini, recibió la orden de expedir el Indulto, de su coleto -cosas que solían pasar con el papa Montini- lo corrigió con una nota marginal solicitando se evitara darle publicidad. A lo que los ingleses no hicieron el menor caso y en pocos años sus templos -en especial el Brompton Oratory, de Londres-, se llenaron con fieles de todo el mundo… para oír “la Misa”.

La carta.
Leamos ahora su traducción con:


“Si algún decreto insensato llegase a ordenar la destrucción total o parcial de las basílicas o las catedrales, obviamente serían las personas beneficiadas por la cultura -cualesquiera fuesen sus creencias personales-, quienes se alzarían horrorizadas en oposición a una posibilidad tal. Ahora el hecho es que las basílicas y catedrales fueron construidas para celebrar un rito que, hasta hace unos meses, constituía una tradición viva. Nos estamos refiriendo a la Misa Romana Tradicional. Aún así, de acuerdo a las últimas informaciones provenientes de Roma, existe un plan para hacer desaparecer dicha Misa hacia fines del año en curso. Uno de los axiomas de la publicidad contemporánea, tanto religiosa como secular, es que el hombre moderno en general, y los intelectuales en particular, se han vuelto intolerantes a toda forma de tradición y están ansiosos por suprimirlas y poner alguna otra cosa en su lugar. Pero, como muchas otras afirmaciones de nuestras máquinas publicitarias, este axioma es falso. Hoy, como en los tiempos pasados, la gente culta está a la vanguardia, allí donde es necesario el reconocimiento del valor de la tradición, y son los primeros en dar la voz de alarma cuando ella es amenazada. No estamos considerando en este momento la experiencia religiosa o espiritual de millones de individuos. El rito en cuestión, en su magnífico texto latino, ha inspirado una pléyade de logros artísticos invalorables, no sólo obras místicas sino la de poetas, filósofos, músicos, arquitectos, pintores y escultores de todos los países y épocas. De este modo pues, el Rito pertenece a la cultura universal, tanto como a los hombres de Iglesia y a los cristianos formales. En la civilización materialista y tecnocrática de hoy con su creciente amenaza para la mente y el espíritu en su expresión creativa original -la palabra- parece especialmente inhumano privar al hombre de formas verbales que han alcanzado su más excelsa manifestación. Los firmantes de este pedido, que es completamente ecuménico y apolítico, proceden de cada una de las ramas de la cultura europea y de otras partes, quieren llamar la atención de la Santa Sede sobre la apabullante responsabilidad en la que incurriría en la historia del espíritu humano si se negara a permitir la subsistencia de la Misa Tradicional, incluso aunque esta subsistencia tuviera lugar junto con otras formas litúrgicas”.

Los firmantes:

Harold Acton (escritor), Vladimir Ashkenazy (pianista), John Bayler, Sir Lennox Berkeley (compositor), Maurice Bowra (académico), Agatha Christie (escritora), Kenneth Clark (escritor e historiador), Nevill Coghill (escritor), Cyril Connolly (crítico literario y escritor), Sir Colin Davis (director sinfónico), Hugh Delargy (politico irlandés Partido Laborista), Robert Exeter, Miles Fitzalan-Howard (17º Duque de Norfolk), Constantine Fitzgibbon (historiador y novelista), William Glock (crítico musical), Magdalen Gofflin, Robert Graves (poeta y novelista), Graham Greene (escritor), Ian Greenless, Joseph Grimond (politico ingles Partido Liberal), Harman Grisewood (escritor), Colin Hardie, Rupert Hart-Davis (editor), Barbara Hepworth (escultora), Auberon Herbert (filósofo y miembro del Parlamento), John Jolliffe, David Jones, Osbert Lancaster (caricaturista), F.R. Leavis (crítico literario), Cecil Day Lewis (poeta), Compton Mackenzie (escritor nacionalista escocés), George Malcolm (director sinfónico), Sir Max Mallowan (arqueólogo y marido de Agatha Christie), Alfred Marnau, Yehudi Menuhin (violinista y director sinfónico americano), Nancy Mitford (novelista), Raymond Mortimer (escritor y crítico literario), Malcolm Muggeridge (periodista), Iris Murdoch (escritor y filósofo irlandés), John Murray, Sean O’Faolain (escritor irlandés), E.J. Oliver, Lord Oxford and Asquith, William Plomer (escritor sudafricano), Kathleen Raine (poetisa), Baron William Rees-Mogg (periodista y escritor), Sir Ralph Richardson (actor), John Ripon, Charles Russell, Rivers Scott, Joan Sutherland (soprano australiana), Philip Toynbee (escritor y periodista), Martin Turnell, Bernard Wall, Sir Patrick Wall (militar y miembro del Parlamento), Edward Ingram Watkin (escritor y político pacifista), R.C. Zaehner (académico), Jorge Luis Borges (escritor argentino), Giorgio De Chirico (pintor pre-surrealista griego), Elena Croce, Wystan Hugh Auden (poeta anglo-americano), Bresson Dreyer, Augusto Del Noce, Julien Green (escritor americano), Jacques Maritain (filósofo francés), Eugenio Montale (poeta italiano), Cristina Campo, François Mauriac (Premio Nobel de Literatura), Salvatore Cuasimodo (escritor italiano), Evelyn Waugh (escritor), Maria Zambrano (ensayista y filósofa española), Elémire Zolla, Gabriel Marcel (filósofo francés), Salvador De Madariaga (diplomático e historiador español), Gianfranco Contini (crítico literario y filólogo italiano), Giacomo Devoto (lingüista italiano), Giovanni Macchia (crítico literario), Massimo Pallottino (arqueólogo italiano), Ettore Paratore (latinista italiano), Giorgio Basan (escritor italiano), Mario Luzi (senador italiano), Guido Piovene (escritor y periodista italiano), Andrés Segovia (músico español).

Fuente:

http://www.argentinidad.org.ar/agatha-christie-doctora-de-la-iglesia

OSKO: MONS. WILLIAMSON VE LO QUE NADIE VIO JAMÁS

Un nuevo ELEISON COMMENT (374) que se las trae

1192499863

MONSEÑOR WILLIAMSON VE LO QUE NADIE VIO JAMÁS

Mons. Williamson, no contento con las pifias habituales, esta vez ha decidido publicar en su ELEISON 374 una bien grandota. Aquí se nos hace que el derrape ya es total. Él presenta en esta oportunidad su TESIS de una manera más precisa que la que suele utilizar; por lo que nos parece que estamos ante un intento descomunal del Obispo por tratar de defender con mayor vehemencia, no sólo la tesis ANTI-SEDEVACANTISTA, sino toda completa la legitimidad de la posición de quienes todavía creen que la Iglesia Conciliar y Oficial ES la Iglesia Católica.

En esto se hermana con la, cada vez más errática, Línea Media; con la, cada vez más cercana a Roma, NEO-FSSPX (otra concordancia para la colección del P. Ceriani); y con los, cada vez más apóstatas, conciliares que, por supuesto, creen ser católicos, y creen que piensan como católicos, y que actúan como católicos, porque creen que la Doctrina Católica ES la del Concilio Vaticano II; porque creen que se puede ser modernista y seguir siendo católicos; porque creen que el Ecumenismo Conciliar es católico; y por eso les parece fenómeno asistir a los cultos protestantes, sembrar olivos de la paz aquí y allá con judíos y musulmanes, organizar Encuentros Interreligiosos en Asís, Partidos de Futbol Interreligiosos, Jornadas de Reflexión Interreligiosas, “misas” interreligiosas, etc. etc. Todo lo que ya sabemos, y estamos hartos de ver.

Ah… también creen que las misas conciliares Novus Ordo son católicas. ¿No es cierto, Mons. Williamson? ¿O acaso se atrevería usted a afirmar de manera inequívoca que NO LO SON?

Es decir, que TODOS ellos creen que Bergoglio es Papa. Nosotros no, y punto. Allí estriba toda la diferencia.

Ellos creen que un Papa puede ser un papanata apóstata, y nosotros creemos que un papanata apóstata no puede ser Papa.

Ellos creen que la Iglesia Conciliar sigue siendo la Iglesia Católica, y nosotros creemos que no lo es.

Por eso, este artículo sobre el ELEISON 374 pretende refutar los dichos de M. Williamson, remarcando lo que consideramos incoherencias o contradicciones; e inclusive ir más allá, mostrando que el sistema que propone es peligroso para quienes lo siguen.

Esto último se verá hacía el final, en una especie de apéndice que hemos puesto.
Sigue leyendo