FRAY MAMERTO ESQUIÚ MAS CERCA DE LOS ALTARES

ImageCIUDAD DEL VATICANO, lunes, 18 diciembre 2006:- El pasado sábado 16 de diciembre de 2006 el Santo Padre Benedicto XVI reconoció las virtudes heroicas del siervo de Dios fray Mamerto Esquiú, de la Orden de los Frailes Menores (franciscanos), obispo de Córdoba (Argentina) y «orador» de la Constitución argentina.

Nació el 11 de mayo de 1826 en San José de Piedra Blanca (Catamarca-Argentina) y falleció el 10 de enero de 1883 en Posta del Suncho.

Del comunicado de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, emitido este sábado, se desprende que la causa de canonización del «franciscano obispo de Córdoba, fiel hijo de la provincia de Catamarca, humilde obispo dado a los pobres y a la evangelización, en tiempos difíciles de guerras internas y desunión de los argentinos, y para muchos el inspirado orador de la Constitución», según lo describió el vicepostulador Fray Jorge Martínez OFM, ha dado un grande e importante paso que lo acerca a la beatificación.

Desde ahora será mencionado con el título de «venerable».

Fray Mamerto Esquiú nació en la localidad de Piedra Blanca, Provincia de Catamarca, el 11 de mayo de 1826. Fue hijo de don Santiago Esquiú y Doña María de las Nieves Medina.

Recibió el bautismo el 19 del mismo mes. Se le impuso el nombre de Mamerto de la Ascensión, en homenaje a San Mamerto, en cuya festividad había nacido, y el misterio de la ascensión del Señor, que ese año había caído el mismo día.

El día 31 de mayo de 1836, siendo aún un niño, ingresó definitivamente al Convento de San Francisco, el entonces huérfano de madre Mamerto Esquiú. Anteriormente había cursado estudios de latín y humanidades. Luego comenzó la asignatura de Filosofía. Desde el año 1841 al 43, estudió Teología y Derecho Canónico. Terminó sus estudios con notas sobresalientes, en todos los ramos, cuando sólo contaba la edad de 17 años y algunos meses.

Cinco años tuvo que esperar, después de terminar sus estudios, para recibir las órdenes sagradas y conseguir el sacerdocio, y habrían sido siete de no habérsele dispensado dos años. Su ordenación sacerdotal se efectuó el 18 de octubre de 1848.

Antes de ser ordenado sacerdote, por disposición de los superiores franciscanos se dedicó a la docencia. En el año 1844 es nombrado maestro de niños en la vieja escuela de San Francisco, que desde hacía treinta años era dirigida por el meritísimo educacionista de primera enseñanza, Fray José Archeverros. Poco tiempo después sus superiores le designan catedrático de Filosofía y Teología.

Corría el año 1853. Después de una larga y cruenta guerra civil, se promulgaba la Constitución. En medio de la zozobra en que se había sancionado la nueva Constitución. Cada provincia, al promulgarla, procura prestigiarla con la palabra autorizada de un orador de nota.

El gobierno de Catamarca se dirige al Convento de San Francisco, y solicita al Padre Esquiú para predicar el sermón de circunstancia. El día 9 de julio de 1853, y ante las autoridades de toda la Provincia, Esquiú pronunció su célebre discurso.

Tras el discurso, el gobierno de la Confederación Argentina solicitó datos biográficos del Padre Esquiú, y sus hermanos franciscanos, padres Achával y Pesado, escribieron lo siguiente: «Esquiú es un apóstol en el ejercicio de la Confesión e infatigable en la asistencia de los enfermos».

Con la precisa frase de San Pablo afirmaban: «Se hace todo para todos», significando que se daba íntegramente a los demás. Tenía 28 años y deseaba positivamente vivir «desconocido e ignorado».

Fray Mamerto Esquiú fue consagrado obispo de Córdoba el día 12 de diciembre de 1880, y tomó posesión de su sede episcopal el día 16 de enero del año siguiente.

En la homilía se preguntó si el haber sido elevado a la dignidad de obispo sería para su salvación o su condenación. Proponía dedicarse por entero a su pueblo: «Me gusta la soledad y una vida retirada; sin embargo, mientras tenga fuerzas me veréis siempre inquieto de una a otra parte, solícito del bien de todos».

Falleció el día 10 de enero de 1883, en la Posta «El Suncho» (Catamarca)

MAS DATOS DESDE http://www.catamarcaguia.com.ar/Cultura/FrayMamertoEsquiu.php


Nació el 11 de mayo de 1826 en La Callecita (Piedra Blanca) al pie del Ambato nevado, a pocos kilometros de la Capital, bajo un techo de paja. Era el día de San Mamerto y la iglesia celebraba la fiesta de la Ascención. Fray Francisco Cortez misionero y amigo de la familia lo bautizó; y le dijo a la madre de Esquiú, antes de que este naciera, que sería obispo.
Sus padres fueron Santiago Esquiú, soldado catalán enviado por España al Río de la Plata que combatió en el alto Perú hasta ser hecho prisionero por los patriotas; su madre María de las Nieves Medina criolla catamarqueña.

 


Fray Mamerto Esquiú

EL ESTUDIANTE

La vocación de Esquiú por el saber, se advierte desde niño. En la pobre escuelida de su pueblo natal lee y escribe mejor que sus compañeritos. Por eso sus padres, lo mandan a la escuela franciscana de San Fernando del Valle, la mejor de la región, donde según Nicolás Avellaneda “los hijos de los labriegos aprenden el latin”.
Para asistir a clase con su hermano Odorico, en 1835 se alojan en la casa del sastre Elias Nuñez, familia amiga de los Esquiú, a pocos menos de 10 cuadras de la escuela. Hacían el recorrido, mañana y tarde a pie. Cuenta Odorico que Mamerto ” iba estudiando la lección de latín con la capilla calada tropezando en las piedras”.
En la misma casa hay otro estudiante cuya contracción al estudio es evidente. Nuñez escribe a Santiago Esquiú y le hace saber que Mamerto estudia poco. Su padre va a la ciudad, carta en mano, y con la ternura que debe usar un padre, le reprocha su poco aplicación por el estudio. Mamerto escucha en silencio y le responde: ” Es cierto que NN estudia mucho mas en la casa, pero yo doy mejores lecciones en la clase, con solo estudiar en la calle” .
Su padre jamás olvido esa contestación, ni el original modo de estudiar latin “pateando piedras”.


Iglesia de San Francisco

EN EL CONVENTOA los diez años sintió el dolor de la muerte de su madre (15/05/1836) y 12 dias mas tarde, de la mano de su padre, llegó al convento de San Francisco (Catamarca), aspirante al sacerdocio; el 13 de julio de 1841, el padre guardián Fray Wenceslao Achaval, le dio los habitos de novicio. A los 12 años inicio el estudio de la filosófia y a los 14 los de teología. A los 17 hizo sus votos, el 14 de julio de 1842, fiesta del seráfico doctor San Buenaventura. No tenía edad para profesar y quedo a la espera de la dispensa que llegaría. Mientras tuvo tareas muy de su agrado.

DOCENTE

Era el mejor religioso, por su capacidad y virtudes. Los frailes dan a Esquiú tareas docentes. En 1843 es maestro de su querida escuela en San Francisco y en 1844 su director. Se desempeña con eficiencia y es llamado “el mejor maestro de su tiempo ” .
Reformó el plan de estudios e incorporó nuevas materias.
Suprimió el rigor de los castigos, no más azotes, sólo cariño.
Bibliotecario del convento, incorporó nuevos libros, con parte de lo que

el colegio le daba como estipendio.
Dejo la enseñanza para practicar filosofía y teología – catedras logradas con su esfuerzo – no solo en el colegio sino también en el Seminario Conciliar (La Merced), donde colaboró con la redacción del plan de estudios y el reglamento.
En filosofía, reemplazó los textos en uso por otros más modernos. Lo mismo en teología, los tradujo al latín. También enseño teología en Tarija y Sucre.
Pasó 30 años frente a sus alumnos; 19 en catamarca y 11 en Bolivia. Fué docente por vocación. Enseñó con dedicación y paciencia, con humildad y caridad. Para él la docencia fue un segundo sacerdocio.
En la bendición de la piedra basal de la Capilla Nuestra Sra. del Huerto (Salta 1880) dijo: “un colegio que prescinde de Dios, prescinde de la verdadera ciencia; y la mayor cultura que allí se diera a las inteligencias las hara mas moustruosamente mutiladas”

EL ORADOR DE LA CONSTITUCIÓNEl joven y entusiasta Esquiú, predicaba casi diariamente. Los citaban los señores curas a sus parroquias, las religiosas a sus capillas, y aun de otras diócesis era requerido para la predicación de misiones y ejercicios espirituales.
Hablaba sinceramente tratando de llegar con verdades al corazón de la gente. Todos reconocen en le padre Esquiú al mas grande orador americano; pero muy pocos tienen noticia de su extraordinaria e ingente obra como predicador evangélico.
Debe admirárselo más en sus homilías americanas y en sus pláticas sencillas que en sus grandilocuentes sermones, porque con ella hacia más bien a las almas. Esquiú además, recalcaba la función de cada uno dentro de la comunidad y para poder cumplimentarla se debia tener en cuenta :
1- Saber y Calcular 2- Dedicarse a sancionar lo justo y lo bueno 3 – No flaquear antes las amenazas de la tiranía y el depotismo o ante la seducción de la demagogia 4- Sacrificar las afecciones privadas en aras del bien común .
No ha quedado en Catamarca una capilla donde no se oyeran las divinas verdades expuestas con sencillez con su dulcisima y atrayente voz.
Todos se agolpaban en torno a él para oir al predicador humilde y apóstolico, que derramaba con sus palabras la caridad, cuyo fuego lo consumía.


Pulpito desde el que Fray M.Esquiú hablo en 1853 (Iglesia San José – Piedra Blanca)

LA BEATIFICACION

Después de 7 años, en Córdoba, los peritos terminaron con la revisión hitórica, pero tiene que ser aprobada aun por la Santa Sede. Terminaron en octubre de 2000 y entregaron 8 cajas de material que el padre Jorge Martinez – sacerdote franciscano y vice postulador de la causa de Beatificación de Fray M.Esquiú – entregó a la Santa Sede, en Roma para revisar nuevamente el material.
El proceso comienza en 1926 Esquiú en cierto modo, no tuvo mucha suerte en cuanto al proceso. Primero hubo una confución se habia iniciado en Cordoba, después se hizo aquí, en Catamarca, un proceso que no tuvo valor. Luego vino la segunda guerra mundial y eso también la detuvo. Cuando ésta terminó, la causa fué retomada pero de los tres teólogos que debian hacer juicio de los escritos de Esquiú, dos son favorables y uno es contrario. Esto hace que la causa se detenga y PIO XII, el Papa que estaba en ese momento, archiva el proceso.
En 1957, el embajador Manuel del Rio pide permiso para reabrir la causa y Juan XXIII se lo otorga en 1958. Él revé todo y hace la defensa, pero al morir, al proceso lo ve Pablo VI, quien aprobó la defensa y asi pudo retomar nuevamente la causa en 1964.
Luego en Catamarca, el padre Bernardo Martinez trabajo mucho en la causa, reactivó el proceso, logró el reconocimiento de los restos de Esquiú en la Catedral de Córdoba y pidió la opinión de los nuevos teologos. Como habia sido una causa detenida, en vez de volver atrás pusieron seis teólogos y los seis aprobaron y recomendaron su Beatificación en 1978.
En 1979 se logra la prueba que no hubo culto especial sobre Esquiú, porque el culto tambien detiene la causa de Beatificación. Entonces todo estuvo acorde para presentar lo que se llamó la disquiscición histórica, es decir un estudio histórico. En ese momento lo tomaron tres licenciados de historia, ellos hicieron el trabajo, pero parece que no estaban informados de todo el proceso jurídico y lo terminaron muy tarde, recien en 1990.
Fue entonces cuando el Cardenal pide al padre Jorge Martinez que se ocupe del tema, quien ese momento se ocupaba como Rector de la Universidad de Mendoza. Viajo a Roma e inició una investigación más profunda y en 1993 verifica que desde 1978 la causa se habia detenido bastante y que practicamente estaba parada.


Corazón de Fray M.Esquiú en su urna

EL MILAGROHabia que hacer una nueva investigación y para ello se formo una comisión en la diócesis donde se originó la causa – Córdoba – y se hizo la investigación, que ya fue entregada a la Santa Sede. Si la aprueban, la causa comienza a andar rápido, porque el milagro ya está .
El milagro se trata de un señor que pierde la vista del todo por una trombosis de retina, es decir cuando las celular nerviosas se pierden, mueren, y no se restituyen más. No hay remedio, no hay operación, no hay nada.
El señor no se convencía, entonces va a una clínica especializada en Córdoba, donde le hacen todo un estudio pormenorizado y le dan el mismo diagnóstico.
Vuelve a Catamarca, invoca a Esquiú y a los tres días recobra la vista.
No se puede saber en que época sucedio este hecho puesto que aun es un secreto. Se han comprobado mas de 300 relatos (milagrosos) pero que no estan probados jurídicamente bien.
Son dos procesos diferente que hay que seguir para la Beatificación : La vía del milagro y la vía de lo histórico. Cuando se prueba lo histórico, se considera el milagro y se da un decreto en la Santa Sede que se llama validez, que convalida todos los años no actuados. Allí nombran un relator general que no puede ser franciscano y que va a nombrar un abogado y un postulador para que lo informen de todo. Tiene que relatar que Esquiú fue heroico en el ejercicio de las virtudes. Se revisa todo, se presenta en la Santa Sede y con el milagro ya basta para declararlo Beato.
Luego de la Beatificación el paso siguiente es la canonización, es decir la declaración de santo, pero despues de la Beatificación ya se le puede rendir culto. Para la canonización se necesita otro milagro aprobado, antes se pedian más sin embargo ahora son menos pero con más pruebas.

Acerca de Fabian Vazquez

La Voz de la Tradición Católica, con la Verdad aunque duela.

14 pensamientos en “FRAY MAMERTO ESQUIÚ MAS CERCA DE LOS ALTARES

  1. Como Terciario Franciscano que soy me siento orgulloso porque un nuevo franciscano suba a los Altares. Es una prueba más de la santa fecundidad del árbol franciscano.
    PAZ Y BIEN PARA TODOS.
    Enhorabuena por la Argentina.
    Desde Madrid con afecto seráfico.

  2. Por favor: ¿alguien puede ilustrarnos sobre la Constitución Masónica que nos rige de la cual Fray Mamerto fué “orador”, y de su arrepentimiento en un famoso sermón en la catedral de Catamarca? Muchas Gracias Feliz y Santa Navidad de NSJ y que Dios tenga en su Santa Gloria a Fray Esquiú POR AQUEL ARREPENTIMIENTO y “et in terra Pax homínibus BONAE VOLUNTATIS”.

  3. Aquí va un pasaje del sermón pronunciado por Fray Esquiú en la Catedral de Buenos Aires el8/12/1880:
    “En aquel día,Señores,me tocó el alto honor de dar a la madre patria la amorosísima congratulación:Laetamur de gloria vestra.Veinticinco años han pasado de aquel día.
    …después de tanta apostasía de la fe cristiana, y de las causas hoy día subsistentess de mayor y casi universal apostasía de esa misma fe que dió genio y valor a nuestros padres;después de todo eso,¿podría yo decir una vez más:Laetamur de gloria vestra? ¡Ah! LEJOS DE MI TAN HORRIBLE PROFANACIÓN!Antes que insultar a Dios y a los hombres con ESA MENTIRA,preferiría, como los desterrados de Sión, que se paralizara mi mano derecha y que mi lengua se pegara a mi paladar”.
    (Fray JUAN ALBERTO CORTÉS.ofm.”Vida popular de F.M:ESquiú”Ed.Castañeda”-1977) Y agrega el autor:
    “Es más conocido todavía el hecho de que Fray Esquiú “APOYÓ” esa Costitución (1853) por los que se lo comenzó a llamar “el orador de la Constitución”. Ahora bien¿significa esto que Esquiú fué partidario del proyecto liberal, con todo lo que eso implica?..es conveniente decirlo ahora, Esquiú fué UN ANTILIBERAL por excelencia”.Y Sigue el autor de la biografía con los “porqué de aquella alocución del 9 de Julio de 1853,con la base del “someteos,obedeced”. y ahora sigo yo) para querer explicarse la verdadera doctrina de la obediencia sugiero la lectura de”Cristo y los fariseos” del Padre Castellani”.

  4. Quisiera datos sobre la moneda acuñada en San Fernando de Catamarca, con la imagen de Fray Mamerto Esquiú, que tengo entendido fuere acuñada para el año 1990 en plata y en oro.
    Muchas gracias

  5. Necesitaba el sermon q dio para mi colegio ya que es nuestro santo patrono… gracias

    Fray Mamerto Esquiu ruega por mi

  6. soy docente en la escuela que lleva el nombre de Fray Mamerto Esquiú, aprendimos quererlo mucho al conocer su obra como maestro, político, escritor, obispo, y todo lo que hizo en especial por los más humildes.La conserge de la escuela dice que todo lo que ella le pide,él se lo concede dice que es muy milagroso.Necesito más datos comoo para hacer una obrita porque el 11 de mayo celebramos su día en la escuela.Gracias

  7. hace unos dias comenze a leer la historia de fray mamerto realmente me fascino y le pedi que me ayudara en todos momento y dede ese dia rezo y lo recuerdo a fray realmente merece estar pronto en los altares
    fray mamerto escucha mis pedidos y rogad por mi

  8. HE LEIDO LA VIDA DE ESTE VALEROSO HOMBRE DE DIOS Y HE QUEDADO MUY GRANDE DE ALEGRIA EN MI CORAZON.
    POR LA CUAL ME GUSTARIA SABER COMO PUEDO CONSEGUIR ALGUNA ESTAMPA DE ESTE GRAN HOMBRE DE DIOS.
    POR FAVOR LES PIDO QUE ME AYUDEN
    MI CORREO ES
    GALETOVIC@LIVE.COM
    POR FAVOR ESCRIBANME Y SI ME PUEDEN AYUDAR CON LA DIRECCION PARA ESCRIBIR Y QUE ME DEN ALGUNA ESTAMPS.
    DESDE YA SE LOS AGRADESCO
    EN CRISTO
    HNO: AGUSTIN ARTURO MEDINA M

  9. tengo muchisimo material de Fray Mamerto Esquiu ,un grande ,soy su fans ,su fiel devota ,,verdaderamente amo a este hombre en toda su plenitud ,yo vivo en catamarca a pocos km en donde el falleciera (el suncho ) pertenesco a la comision que trabaja por su pronta beatificacion y santificacion .Me gustaria contactarme con gente a la que le pueda ser util mi informacion o mis fotos .Un gusto.

    • Me puede informar sobre las ultimas noticias del proceso de beatificación de Mamerto Esquiu?
      Recopilo este tipo de información.
      Atentamente
      Pedro Romero
      Saujil, Pomán, Catamarca

Los comentarios están cerrados.